• LONDRES |
  • |
  • |
  • AFP

Representantes de más de 40 países y organizaciones iniciaron hoy en Londres una reunión destinada a trazar el futuro político de Libia después de kadhafi.

"Hoy es un nuevo inicio para Libia, un futuro en el que el pueblo de Libia pueda determinar su propio destino, libre de violencia y de opresión. Pero el pueblo libio no puede alcanzar ese futuro sólo", declaró el primer ministro británico David Cameron ante representantes de 40 países y organizaciones internacionales. "Los libios nos necesitan en tres puntos", agregó enumerando los objetivos de la conferencia.

Estos son reafirmar el compromiso con la aplicación de las resoluciones de la ONU, enviar ayuda humanitaria donde sea necesario y "ayudar al pueblo libio a planear su propio futuro cuando haya terminado el conflicto".

El secretario general de la ONU, Ban Ki-Moon, se declaró a continuación dispuesto a ayudar en este proceso.

"La transición hacia un gobierno y una sociedad democrática requerirá tiempo y el apoyo de todos nosotros. Las Naciones Unidas están preparadas y dispuestas a ayudar al pueblo de Libia en esta transición", dijo.

Unos 36 países participan en esta reunión, entre ellos el llamado grupo de contacto, liderado por Estados Unidos, Gran Bretaña, Francia, y formado por los países que participan en las operaciones militares amparadas por la resolución del Consejo de Seguridad de la ONU sobre Libia.