• Washington |
  • |
  • |
  • EFE

Una delegación del gobierno del presidente Hugo Chávez reprochó hoy a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) "que tenga el dedo puesto" sobre Venezuela, durante una audiencia sobre el estado de las cárceles en este país.

Organizaciones en defensa de los derechos humanos denunciaron hoy ante la CIDH los altos índices de violencia y hacinamiento que registran las prisiones venezolanas, una acusación que la representación del Estado rebatió con críticas a la CIDH y a las ONGs.

La CIDH, organismo independiente de la Organización de Estados Americanos (OEA), celebró hoy su última jornada de audiencias públicas en el marco de su 141º periodo de sesiones, que comenzó el pasado 21 de marzo y se prolongará hasta el próximo 1 de abril.

El agente del Estado venezolano, Germán Saltrón, alegó que las deficiencias del sistema penitenciario en el país son "estructurales y vienen de muy atrás". Además, Saltrón dijo que las cárceles venezolanas "no son de las peores" y alegó que lo que ocurre es que la CIDH "tiene el dedo puesto sobre Venezuela".

El comisionado Paulo Sérgio Pinheiro rechazó esta acusación y con ironía manifestó que la CIDH "no establece competiciones para ver qué país esta peor o mejor en cada asunto".

Según las asociaciones de derechos humanos que actuaron como peticionarias en la audiencia, entre ellas el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL), la mayoría de la población reclusa en Venezuela resulta herida o muere por armas de fuego.

Los muertos en las prisiones venezolanas aumentaron un 30% entre el 2009 y el 2010, pasando de 366 a 476, mientras que el número de heridos creció un 52%, hasta alcanzar los 967 el año pasado.

La CIDH determinó en su turno de preguntas y consideraciones que, aunque existen problemas en las cárceles en toda Latinoamérica, esto no exime a los Estados de tener políticas integrales en esta materia, algo que los comisionados "no ven que haya ocurrido" en Venezuela.

La situación de las cárceles ha centrado buena parte de la atención en este periodo de sesiones de la CIDH, con audiencias sobre el estado de las prisiones en Argentina, Ecuador, Guatemala y Venezuela.