•   Tegucigalpa, Honduras  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Cuatro policías de tránsito hondureños fueron detenidos hoy por asesinato, extorsión y daño a una empresa, informó una fuente oficial.

Tres de los agentes fueron detenidos en una posta policial de San Pedro Sula, en el norte del país, y el otro fue arrestado en la cuidad de Juticalpa, en el departamento oriental de Olancho, dijo a periodistas Jorge Galindo, portavoz de la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC), organismo que realizó el arresto.

El policía Fredy Hernández es acusado de extorsión y los agentes Tomas Corea y Jairo Benítez, de asesinato, tentativa de homicidio y abuso de autoridad en perjuicio de testigo protegido, señaló la fuente.

En tanto, el agente Roger Leonel Godoy es acusado de daños en perjuicio de una empresa, no identificada, añadió el portavoz de la ATIC.

Los detenidos se encuentran bajo custodia de agentes de la ATIC y en las próximas horas comparecerán ante las autoridades judiciales competentes.

La detención de los cuatro policías ocurre en el marco de un proceso de depuración de la Policía Nacional de Honduras iniciado en abril de 2016 como parte de la nueva estructuración de la institución.

La Comisión para la Depuración y Transformación de la Policía Nacional de Honduras, juramentada en abril de 2016 por el presidente hondureño, Juan Orlando Hernández, ha solicitado desde que inició operaciones dar de baja a cerca de 3.000 policías y oficiales como parte del proceso.

El presidente Hernández aceleró el proceso de depuración de la Policía, que inició en 2011 sin los resultados esperados, tras las publicaciones del diario hondureño El Heraldo y el The New York Times, en abril de 2016, sobre agentes que supuestamente participaron en el asesinato del titular de la Dirección de Lucha Contra el Narcotráfico, Julián González, en diciembre de 2009.

Según las publicaciones, el crimen de González fue planificado por la cúpula de la Policía y otros cargos a petición de un narcotraficante hondureño.