•   Guatemala  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Al menos dos comisiones parlamentarias del Congreso de Guatemala propusieron hoy que el nuevo sistema nacional de protección integral de la niñez y adolescencia sea autónomo y no dependa directamente del Gobierno.

Los congresistas trabajaron en conjunto para solicitar además que la terna directiva de esta nueva autoridad sea propuesta por el Ministerio Público, el Organismo Judicial y el Ministerio de Desarrollo Social; y también que tome algunas de las funciones que actualmente cumple el Consejo Nacional de Adopciones.

Actualmente, la Secretaría de Bienestar Social de la Presidencia, ente encargado de la niñez guatemalteca que estuvo rodeada de polémica sobre todo desde que el 8 de marzo un incendio quemara vivas a 41 niñas en un hogar estatal, está adscrita al poder Ejecutivo.

Esta iniciativa de ley estuvo propuesta por la Comisión Parlamentaria del Menor y la Familia, del opositor Walter Félix López, de Unidad Revolucionaria Nacional Guatemalteca, y la Comisión de Legislación y Puntos Constitucionales, de Cornelio García, de la formación política opositora TODOS.

A raíz del incendio Unicef alzó su voz y dijo que era necesario acelerar los esfuerzos para lograr una respuesta integral a corto, mediano y largo plazo, y así poder atender a toda la infancia bajo un nuevo sistema de protección.

Los principales desafíos que tiene el Gobierno tras la tragedia es acelerar la creación de sedes con programa de atención especializada a la niñez, uno de los colectivos más vulnerables, en los 22 departamentos de Guatemala.

De acuerdo con el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia, en Guatemala dos niños fallecen al día, otros 40 se quedan huérfanos a consecuencia de la violencia, unos 31 sufren maltrato y 23 son víctimas de abusos sexuales, lo que se traduce en que 6 niñas dan a luz a diario bebés tras una violación.