•   Tegucigalpa, Honduras  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

El sacerdote español Joan Alonzo Bonal, solicitado en extradición por su país bajo la acusación de r abusar sexualmente de menores y prostituirlos, fue deportado hoy por las autoridades de Honduras, donde fue capturado el pasado 31 de agosto, informaron fuentes policiales.

Bonal, de 52 años, era requerido por el Juzgado de Instrucción Número 4 de la ciudad de Amposta, en Tarragona, España.

El religioso fue detenido la semana pasada en el caribeño departamento de Gracias a Dios, fronterizo con Nicaragua, en cumplimiento a una "orden de captura con fines de extradición emitida por España", según un informe de la Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (Fusina).

En España, el sacerdote está solicitado por la Justicia por "suponerlo responsable de haber cometido los delitos de abuso sexual y prostitución de menores", precisó sin dar más detalles la Fusina.