•   San José, Costa Rica  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Costa Rica está cerca de romper por segundo año consecutivo el récord de homicidios y las autoridades expresaron hoy su preocupación por el aumento en la violencia con que se llevan a cabo estos delitos.

Datos divulgados hoy por el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) indican que hasta el momento se contabilizan 566 homicidios, 12 menos que el total registrado en todo el 2016, que fue el año con mayor cantidad de estos crímenes en la historia del país.

 

Los datos revelan que los 566 homicidios que hay hasta hoy, superan a los 548 registrados a la misma fecha del 2016.

"Estamos a 12 de alcanzar los 578 del año pasado, por lo que es probable que se supere esa cifra", lamentó el jefe de la Oficina de Planes y Operaciones del OIJ, Michael Soto.

El funcionario detalló que el 50 % de los homicidios corresponde a ajustes de cuentas y que se ha logrado determinar "con certeza" que el 25 % del total está vinculado al narcotráfico.

"La violencia con que están ocurriendo los homicidios va en aumento, hay un desprecio total por la vida humana", manifestó Soto.

El funcionario dijo que la prueba del incremento de la violencia en 2017 han sido casos en que los cadáveres aparece desmembrados o decapitados, o en otros en que los criminales tienen un objetivo específico y disparan indiscriminadamente ocasionando víctimas que inocentes.

Soto calificó el 2017 como "un panorama complicado de violencia" y dijo que si se mantiene la tendencia en lo que resta de diciembre, la tasa de homicidios podría estar cerca de 12 por cada 100.000 habitantes para el cierre del año.

En 2015 la tasa fue de 11,4 por cada 100.000 habitantes (558 homicidios) y en 2016 ascendió a 11,8 (578 crímenes).