•   Ciudad de Panamá, Panamá  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Cientos de cristianos, evangélicos y católicos marcharon hoy en Panamá en defensa de la familia tradicional como núcleo básico de la sociedad y en rechazo al llamado matrimonio igualitario y la identidad de género.

Los manifestantes -convocados por la Alianza Evangélica de Panamá, la iglesia Católica y grupos provida- partieron en una caminata pacífica desde la Iglesia del Carmen, en pleno centro bancario panameño, hasta la Plaza 5 de Mayo, en los límites del casco antiguo de la capital, donde realizaron un mitin.

La marcha, que es la tercera desde 2016, no tuvo la convocatoria masiva de las anteriores, aunque un oficial de la Policía dijo a Efe que unas 3.000 personas, la mayoría vestidos de blanco, completaron todo el recorrido, sin incidentes.

Los manifestantes lanzaron un mensaje "contundente" a todas las autoridades del país, a los diputados y magistrados del Supremo para que defiendan la familia natural y que no apadrinen el matrimonio igualitario, el aborto ni la ideología de género.

En el mitin de la 5 de Mayo, contigua al Parlamento panameño, se aclaró que la convocatoria de la marcha no fue religiosa ni política, sino "en defensa de la familia panameña", pero en algunos momentos y de manera simbólica sancionaron con "tarjeta roja" a los que apoyan los actos de corrupción.

En la caminata participaron también activistas con más de 30 años de defender los valores familiares tradicionales, como Luis Sagel, mejor conocido como el "Payaso Pin Pin", así como el alcalde del distrito de San Miguelito (Este de la capital), Gerald Cumberbatch, miembro prominente de la Comunidad Apostólica Hosanna, entre otros.

Pin Pin dijo a Efe que en 2016 fue uno de los gestores de la primera marcha y que esta vez se unió nuevamente "a ese clamor de todo el pueblo panameño en el que estamos diciendo no a la ideología de género, no al matrimonio igualitario".

Sagel añadió que acudió a la manifestación para seguir "defendiendo la familia natural, defendiendo de que en Panamá no entre estas ideologías que en otros países han traído problemas" y "llevado a mayor cantidad de enfermedades" de transmisión sexual, y criticó a las autoridades y el Gobierno para avalar estas políticas.

"Por eso hemos salido dos veces ya, esta es la tercera vez, para ver si ellos logran entender que el 85, 90 % de la población no está de acuerdo con la ideología de género, por eso estamos aquí haciendo presencia vestido de Pin Pin, vestido de guerra".

Cumberbatch, por su parte, afirmó que el mensaje en esta ocasión es el mismo de que "la familia debe ser conservada conforme al diseño de Dios", y a los gobernantes y autoridades "el mensaje claro y contundente de que la familia no debe ser vulnerada ni resquebrajada" por el matrimonio igualitario.

A lo largo del recorrido se gritaron consignas en rechazo de "la pedofilia y la homosexualidad" y en contra de la inclusión de textos de estudios de la ideología de género por presiones internacionales.

Los representantes de la Confederación de Padres de Familia señalaron que "no es no; al Ministerio de Educación le decimos que no vamos a aceptar libros con ideología de género".

"No al matrimonio homosexual impuesto por la ONU, organismo secuaz del mismo diablo", se leía en una de las telas.

El presidente Juan Carlos Varela tampoco escapó a los mensajes en defensa de la familia, y una de las pancartas le recordó que "usted firmó el pacto por la familia, cúmplalo".

El año pasado se realizó otra marcha masiva en contra de la introducción mediante ley de la enseñanza abierta de la sexualidad sin consentimiento de los padres.

La Corte Suprema de Panamá tiene pendiente pronunciarse sobre una demanda contra el Código de la Familia, de una pareja gay panameña casada en Estados Unidos, que pretende que su unión sea legalizada en Panamá.