•   Guatemala  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Tres empresarios guatemaltecos fueron capturados hoy sindicados de participar en el caso de corrupción "Traficantes de Influencias" desmantelado en enero pasado con participación de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG).

El titular de la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI) del Ministerio Público (MP), Juan Francisco Sandoval, explicó a periodistas que sobre los tres empresarios pesaba una orden de captura por los delitos de cohecho activo.

Los detenidos en el aeropuerto internacional La Aurora, de la capital, cuando retornaban al país desde el extranjero, fueron identificados como Hugo Molina Botrán, Luis Paz y Carlos Arévalo. Botrán, quien es el propietario de la Reforestadora de Palmas del Petén (Repsa) productora de aceite, retornaba de Estados Unidos cuando fue capturado.

Lea: Detienen a ocho personas en Guatemala por nexos con la corrupción

Mientras que sus dos colaboradores, Paz y Arévalo, regresaban de Nicaragua y México, respectivamente, cuando fueron apresados y trasladados a la Torre de Tribunales. El abogado de los tres empresarios, Mario Castañeda, dijo a periodistas que la empresa Repsa "ha venido colaborando y entregando información requerida por la Fiscalía".

Mientras, la empresa Repsa dijo en un comunicado publicado en su página de Internet que los tres empresarios han estado colaborando con las investigaciones de la CICIG y el MP desde antes de ser relacionados al caso. Agregó que asistieron a cuatro citaciones del MP para compartir información de forma verbal, entregando documentos por iniciativa propia y a petición del ente investigador.

También: Guatemala, marcada por la corrupción en 2017

Repsa surgió en 1999 y es pionera en el cultivo y extracción de aceite de palma al establecer una planta en el municipio de Sayaxché, en el departamento norteño de Petén, fronterizo con México y Belice, según explican en su página. Según las primeras investigaciones del MP y la CICIG, los empresarios se habrían beneficiado con la agilización de la devolución del crédito fiscal de la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT).

Durante los operativos del pasado 25 de enero fueron detenidas ocho personas vinculadas a este caso y el MP y la CICIG presentaron un antejuicio contra el diptuado al Congreso, Felipe Alejos y el juez Adrián Rolando Rodríguez.

Al menos nueve empresas están implicadas en el pago de sobornos a funcionarios de la SAT por agilizar el pago de la devolución fiscal. Por este caso han sido declarados prófugos de la justicia, entre otros, el excandidato a la Vicepresidencia de Guatemala, el empresario Mario Leal Castillo, del partido Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) que gobernó con Álvaro Colom (2008-2012).