•   San José, Costa Rica  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

Una persona falleció en un enfrentamiento entre mineros ilegales y la Policía en la zona norte de Costa Rica, donde desde hace meses se ha desatado una fiebre del oro en una finca donde se iba a construir una mina.

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) indicó en un comunicado que los hechos ocurrieron la noche del viernes en la zona de Las Crucitas de Cutris, provincia de Alajuela (norte), a pocos kilómetros de la frontera con Nicaragua.

Lea: Costa Rica recomienda a ciudadanos no viajar a Nicaragua debido a protestas

"Se reportó el fallecimiento de un hombre, aún no identificado, quien al parecer habría resultado lesionado luego de que hubo un enfrentamiento de un grupo de personas y miembros de Policía Administrativa", explicó el OIJ.

El OIJ indicó que comenzará una investigación para determinar la manera en que ocurrieron los hechos, pues "de momento la situación es confusa".

El cuerpo será trasladado a la Morgue Judicial para realizar la respectiva autopsia y en la escena se realizará una "minuciosa inspección".

 Lea más: Panamá, Ecuador y Costa Rica acuerdan intensificar vigilancia en el Pacífico

Desde hace algunos meses se ha desatado una fiebre del oro en la zona norte de Costa Rica, específicamente en una finca donde iba a operar la mina de oro Las Crucitas, cuyos permisos fueron cancelados en 2015 y que nunca llegó a extraer producto.

La finca se encuentra abandonada y ha sido tomada por cientos de mineros artesanales que se adentran en la montaña para burlar a las autoridades y extraer oro con métodos que incluyen la utilización del mercurio para separar la roca del oro.

Las autoridades hacen constantes operativos en el sitio y detienen a decenas de mineros, muchos de ellos nicaragüenses irregulares que son regresados a su país.

 Además: Costa Rica pide diálogo y no cerrar medios por protestas en Nicaragua

Incluso los oficiales han decomisado mercurio, una sustancia muy peligrosa para la salud humana y el medio ambiente que los mineros utilizan para extraer el oro de las rocas.