•  |
  •  |
  • EFE

Costa Rica comenzó hoy un despliegue informativo y educativo para concienciar a la población sobre los riesgos que tiene el consumo de tabaco, entre ellas el desarrollo de enfermedades cardiovasculares.

La estatal Caja Costarricense de Seguro Social lanzó la estrategia, que se extenderá hasta septiembre próximo, y que consiste en la publicación de mensajes en medios de comunicación, redes sociales, cines, centros educativos y de salud, en los que se insistirá en la necesidad de que se abandone esta práctica o nunca se adopte.

Las autoridades además harán énfasis en los efectos del humo de tercera mano, esto quiere decir que aunque el humo se va, el tabaco queda impregnado en diversas superficies como paredes, ventanas, puertas o muebles, lo que también afecta la salud de otras personas.

La Caja Costarricense de Seguro Social las estrategias para dejar de fumar en Costa Rica han sido muy efectivas y en los últimos años se ha dado un descenso del tabaquismo

La institución busca llegar directa e indirectamente a la población objetivo con la finalidad de que comprenda la urgencia de modificar hábitos que los hace vulnerables a tener padecimientos crónicos no transmisibles.

Además de la difusión de información, realizarán otro tipo de actividades, en especial en los centros educativos, donde utilizarán los juegos, los espectáculos culturales, el baile y los concursos, para concienciar sobre los riesgos que tiene el consumo de tabaco.

Las autoridades además harán énfasis en los efectos del humo de tercera mano, esto quiere decir que aunque el humo se va, el tabaco queda impregnado en diversas superficies como paredes, ventanas, puertas o muebles, lo que también afecta la salud de otras personas.

Según la Caja Costarricense de Seguro Social las estrategias para dejar de fumar en Costa Rica han sido muy efectivas y en los últimos años se ha dado un descenso del tabaquismo, aunque los especialistas aseguran que es necesario que esta reducción sea más significativa.

Datos de la Organización Mundial de la Salud indican que las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte en todo el mundo, y el consumo de tabaco y la exposición al humo de tabaco ajeno contribuyen a cerca del 12 por ciento de las defunciones por cardiopatías.