•   San Salvador, El Salvador  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

Las autoridades de El Salvador destruyeron hoy 947 kilos de cocaína que eran transportados en una lancha conducida por un colombiano y dos ecuatorianos, informó la Fiscalía General de la República (FGR).

La droga fue incinerada en las instalaciones de un polígono de tiro de la Policía Nacional Civil (PNC), ubicado en el cantón San José Changallo, en el municipio de Ilopango (este), y el proceso fue supervisado por el fiscal general, Douglas Meléndez.​

 Lea: Activación fallas geológicas genera enjambre sísmico en Pacífico salvadoreño

Los 947 kilos de cocaína, con un valor económico de más de 23 millones de dólares, fueron incautados el pasado 4 de mayo a 290 millas náuticas de Punta Remedios, en el departamento de Sonsonate (oeste).

El cargamento de droga fue localizado por la Fuerza Naval de El Salvador y fueron detenidos tres extranjeros identificados como José Luis Angulo Micolta (colombiano), Gabriel Eduardo Tonalá Chavarria y Rafael Jonathan Sosa Bravo, de nacionalidad ecuatoriana, quienes enfrentarán un proceso penal por el delito de tráfico de droga.

 Lea más: FMLN salvadoreño cierra campaña interna para elegir candidato presidencial

Según la PNC, la incautación de esta droga es la más grande que se ha efectuado en los que va del año en curso, en el que se han decomisado un total de 2.072 kilos de diferentes tipos de droga, con un valor económico de aproximadamente 41 millones de dólares.

En 2017 la droga que fue incautada ascendió a más de 1.726 kilos y su valor económico rondó los 34 millones dólares.

 Además: Se frustra el sueño de salvadoreños de que Romero fuera canonizado en su país

Un informe elaborado por Estados Unidos sobre el narcotráfico en el mundo indica que el 90 por ciento de la cocaína que llegó al mercado norteamericano en los primeros seis meses de 2015 pasó por el corredor centroamericano.

El reporte, enviado por el Departamento de Estado al Congreso estadounidense, incluye a Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, El Salvador y Costa Rica entre los mayores productores y países de tránsito de drogas del mundo.