•   San José, Costa Rica  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado, firmó hoy una ley que crea la Academia Nacional de Policía y aseguró que se trata de un paso hacia adelante para enfrentar el reto histórico que supone el combate al crimen organizado.

"Enfrentamos uno de los retos más complejos de la historia reciente de Costa Rica en materia de seguridad ciudadana, el reto de, como sociedad, hacerle frente al fenómeno del crimen organizado y la legitimación de capitales", declaró Alvarado en un discurso durante un acto oficial.

 CorteIDH condena Nicaragua por no proteger niña que denunció violación

El mandatario destacó el esfuerzo que hacen los cuerpos policiales para cumplir con su trabajo y mostró su confianza en que el país logrará mejorar los indicadores en materia de seguridad.

"Tenemos que abordar esta tarea con mucho valor y de manera directa y frontal. Debe haber confianza en la ciudadanía de que estos fenómenos los podemos revertir para que reine la paz y tranquilidad en los hogares", expresó.

Costa Rica es un país que abolió el ejército en 1948 y que en la actualidad cuenta con unos 13.000 policías para resguardar la seguridad del país.

Alvarado calificó como "un paso importante" la creación por medio de ley de la Academia Nacional de Policía, pues esa institución podrá capacitar y profesionalizar a los cuerpos policiales con el objetivo de que cumplan mejor su tarea.

La Academia operará en una moderna sede en Guápiles, provincia de Limón (Caribe), y que fue construida con una donación del Gobierno de China por 50 millones de dólares.

 Cifra de centroamericanos que buscan protección se dispara en últimos años

El presidente Alvarado destacó el apoyo que durante los últimos años ha recibido Costa Rica de países socios, especialmente Estados Unidos, para fortalecer sus capacidades en seguridad, principalmente mediante la donación de embarcaciones, aeronaves, equipos y capacitaciones.

Alvarado subrayó que no se tratan de simples donaciones, sino el fruto de que "el ejercicio de los cuerpos policiales de Costa Rica da resultados".

"Costa Rica ha demostrado que bien equipado da los mejores resultados en la región. Costa Rica sí puede mejorar sus indicadores y recuperar tranquilidad", expresó.

El año pasado Costa Rica cerró con una tasa de homicidios de 12,1 por 100.000 habitantes, la más elevada de su historia, y casi la mitad de esos crímenes han sido atribuidos al narcotráfico y el crimen organizado.

 Costa Rica aumenta su déficit fiscal en primer cuatrimestre del año

La violencia con la que estos asesinatos ocurren también ha ido en aumento en los últimos años con escenas como cuerpos desmembrados, amarrados o con múltiples disparos.

En 2017 las autoridades de Costa Rica también marcaron la cifra récord de 30 toneladas de cocaína decomisadas.

Costa Rica es un país que abolió el ejército en 1948 y que en la actualidad cuenta con unos 13.000 policías para resguardar la seguridad del país.