•   Guatemala  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El Comité de Desarrollo Campesino convocó hoy a unas 35 organizaciones sociales para hacer un frente común para luchar contra la corrupción y pedir la renuncia del presidente de Guatemala, Jimmy Morales, su gabinete y los diputados "que están a favor del pacto de corruptos".

Miembros del Comité acordaron realizar un paro nacional y una serie de manifestaciones para "frenar" al presidente en su cruzada contra la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig), además de mostrar su apoyo al jefe de es ente de la ONU, el abogado colombiano Iván Velásquez, a quien el Gobierno le prohibió este martes el regreso al país.

 

Guatemala, marcada por la corrupción en 2017

Los campesinos, en conjunto con las organizaciones que este miércoles juntaban más de 200 personas aglutinadas en un pequeño patio de una casa del Centro Histórico de Ciudad de Guatemala, volverán a reunirse el próximo viernes en el Paraninfo Universitario para "llegar a acuerdos y decidir cuando se congregarán los manifestantes en la ciudad".

Guatemaltecos rechazaron la decisión de Jimmy Morales, de no renovar el mandato de la Cicig

El dirigente del Comité Campesino, Mauro Vay, añadió que apoyarán a la Corte de Constitucionalidad y al Procurador de los Derechos Humanos, Jordán Rodas, pues han "resguardado la legalidad en contra de las decisiones arbitrarias del mandatario".

Pugna con jefe de la Cicig arrincona al presidente de Guatemala

Además, asintió que parte de los consensos de este día fueron retomar la idea de crear una "asamblea nacional constituyente popular y plurinacional", que tome en cuenta a los diversos pueblos indígenas y sus demandas históricas, además de refrendar la defensa a la lucha anticorrupción.

Una de las integrantes de la Conferencia Nacional de Religiosos de Guatemala, Juana Zoraida Medina, de 72 años, pidió que se tomara en cuenta la "desmilitarización" del país ante los amagos que ha realizado el Ejército y la Policía Nacional Civil.



Automóviles militares con armas de alto calibre fueron desplegados por las calles de la capital en el momento en que Morales anunciaba el pasado 31 de agosto que no renovará el mandato de la CICIG, que expira en septiembre de 2019.

Expresidente de Congreso guatemalteco condenado por lavado de dinero

"Los militares siempre han tenido el poder y han sido dueños de la vida de la gente. Nosotros logramos evitar la militarización en 2015, cuando sacamos al general Otto Pérez de la Presidencia, pero tres años después vinimos a caer en las manos de Jimmy Morales y los militares oscuros que tiene detrás", sostuvo.

Por su parte, la activista y periodista Lucía Ixchíu, miembro del colectivo "Usac es Pueblo", compuesto por estudiantes de la universidad pública, dijo que buscaban hacer un llamado de "unidad nacional" y "articulación de fuerzas" para "no diluir los esfuerzos en contra de las mafias", algo que "ha solido ocurrir al no ponernos de acuerdo".

Expresidente guatemalteco preso apoya expulsión de jefe anticorrupción de ONU

Indicó que ha tenido contacto con los 48 Cantones de Totonicapán, una de las organizaciones indígenas más antigua de Guatemala, la cual ha "mostrado interés de sumarse" al movimiento que promueve el Comité de Desarrollo Campesino para apoyar a la Cicig y pedir la renuncia del presidente.



Morales dio a conocer este martes que prohibió la entrada de Velásquez a Guatemala por considerarlo una amenaza para la seguridad nacional, la paz, la justicia, la gobernabilidad y el orden nacional.

La confrontación entre el Gobierno de Guatemala y la Cicig se remonta a cuando la Comisión señaló al hijo y al hermano del presidente de un caso de fraude al Estado en 2013.

 

Jimmy Morales, presidente de Guatemala, asegura que no le teme a la ley

Desde entonces, el presidente ha intentado minar el trabajo y la estancia de la Cicig, la cual, junto al Ministerio Público, han señalado en dos ocasiones a Morales de haber incurrido en el delito de financiación electoral ilícita durante la campaña de 2015 que lo llevó al poder.