•   Tegucigalpa, Honduras  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Autoridades hondureñas trasladaron este martes a 110 reos de alta peligrosidad a cárceles de máxima seguridad para impedir que ordenen delitos desde sus lugares de detención, informaron fuentes oficiales.

Los reos fueron trasladados del reclusorio del caribeño Puerto de La Ceiba (norte) a la cárcel "La Tolva" en Morocelí, 30 km al este de la capital, y el Centro Penitenciario de Siria, 50 km al noreste, indicó en un comunicado el Instituto Nacional Penitenciario (INP).

Honduras confirma prisión para policía y exagente por crimen de Berta Cáceres

Entre los prisioneros, que fueron traslados por fuertes contingentes en vehículos militares, destacan miembros de la temible pandilla Mara Salvatrucha (MS-13).

Autoridades hondureñas escoltan a reos. AFP/END.

El pasado domingo, dos presos murieron y 11 resultaron heridos en una riña en la Tolva, también denominada El Pozo II.

Cuatro muertos y dos heridos en ataque armado en la capital de Honduras

El INP indicó que los traslados se realizaron para "contribuir a la reducción de los índices de violencia, combatiendo el delito desde el interior de los centros penitenciarios".

Convoy de militares escoltando vehículos que transportan a 110 reos. AFP/END.

Alrededor de 4.000 prisioneros han sido trasladados desde 2017 a tres nuevas cárceles construidas para combatir a las pandillas que desde antiguas prisiones ordenaban asesinatos, secuestros, extorsiones y robos.

Soldados hondureños han destruido 45 pistas clandestinas usadas por narcos

Las medidas represivas de las autoridades contra el crimen hicieron disminuir la tasa de homicidios de 60 por cada 100.000 habitantes en 2016, a 43 por 100.000 en 2017.

Aún así, la tasa se mantiene entre las más altas del mundo, cerca de seis veces el promedio mundial.