• El Salvador |
  • |
  • |
  • EFE

El Gobierno de El Salvador lanzó este viernes la campaña "Alto al Fuego" con la que busca evitar la generación de incendios en un área protegida del país y concienciar a la población sobre el impacto que estos siniestros generan en el medio ambiente.

La iniciativa será impulsada por miembros de la Comisión Intersectorial de Restauración Ambiental del municipio de Morazán (noroeste) y el Comité Asesor Local del Área de Conservación Nahuaterique, informó el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN).

El proyecto se implementará en los territorios del Área de Conservación Nahuaterique, integrada por 20 municipios de la localidad Morazán, cuatro del municipio de La Unión (oeste) y cuatro de San Miguel (este).

El proyecto se implementará en los territorios del Área de Conservación Nahuaterique, integrada por 20 municipios de la localidad Morazán, cuatro del municipio de La Unión (oeste) y cuatro de San Miguel (este). Imagen referencial/END

El MARN, que no precisó cuándo se comenzará a implementar la iniciativa ni tiempo de duración, indicó que durante la campaña se difundirán vídeos cortos en redes sociales, se transmitirán cuñas radiales sobre prevención de incendios y se impartirán charlas a agricultores y estudiantes.

Los incendios reducen la capacidad de infiltración de agua, contaminan el aire con dióxido de carbono, degradan los suelos, generan la pérdida de fauna y flora silvestre y causan efectos nocivos en la salud, señaló la entidad.

Para evitar los incendios, el MARN recomienda a la población no quemar basura, no utilizar fuego para cazar especies animales, no tirar colillas de cigarros cerca material vegetal seco, no hacer fogatas y no arrojar materiales inflamables en predios baldíos, a la orilla de las carreteras, en caminos y en la vía pública.

La Ley Agrícola prohíbe realizar quemas agrícolas cuando haya "vientos fuertes" durante la época seca y establece que "en ningún caso podrá darse fuego en lugares que estén cerca de estanques de gasolina y materias inflamables, y cuando hiciere viento fuerte".

La normativa señala, además, que "los que infringieren cualquiera de las disposiciones anteriores serán castigados conforme a lo dispuesto en el Código Penal e indemnizará todo daño o perjuicio que causare; si hubiere malicia, serán juzgados como autores del delito de incendio o tentativa del mismo".