• San José, Costa Rica |
  • |
  • |
  • EFE

El presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado, firmó este martes la Ley de Derecho al Tiempo, la cual amplía a 25 años el lapso de prescripción de los delitos sexuales contra menores de edad.

"Este proyecto extiende las garantías a las personas afectadas y nos permite atender un problema estructural que requiere la mayor atención por parte del Estado. Al fortalecer la protección de las personas menores de edad, esta ley posibilita el acceso oportuno a la justicia y a la reparación del daño", explicó Alvarado en un acto oficial.

La ley fue aprobada por el Congreso el pasado 23 de abril y con la firma del presidente Alvarado se cumple el último paso para su entrada en vigencia.

Esta ley consiste en la reforma de un artículo del Código Procesal Penal que eleva el plazo de prescripción de los delitos sexuales contra menores a 25 años posteriores al cumplimiento de la mayoría de edad de la víctima. Anteriormente, el plazo de prescripción era de 10 años posteriores al cumplimiento de la mayoría de edad.

ARCHIVO/END.

La reforma modifica el plazo de prescripción basándose en evidencia médica y psicológica que estiman que los traumas por agresiones sexuales en personas menores de edad afectan partes del cerebro que se usan para recordar hechos pasados y estructurar un relato sobre ellos, explicó el Gobierno.

El principal impulsor de la ley, el diputado Enrique Sánchez, del oficialista Partido Acción Ciudadana (PAC), aseguró que con esta legislación se garantizan derechos de las víctimas y les da tiempo para reconstruir los hechos, tomar valor e ir a relatar los hechos ante los tribunales.

"Constituye un derecho de las personas víctimas contar con el tiempo necesario para superar sus traumas, enfrentar a la persona abusadora -que en muchos casos formó parte de su círculo de confianza- y contar con herramientas emocionales para emprender un proceso judicial", declaró Sánchez.

ARCHIVO/END.

Datos brindados por el Gobierno indican que en el año 2018 el total de denuncias por delitos sexuales contra los menores de edad fue de 8,229, de las cuales, 3,734 fueron por abusos sexuales; 4,034 por el delito de relaciones sexuales con menores de edad, y 398 por otros delitos como corrupción de menores, actos sexuales remunerados con menores de edad o difusión de pornografía.

Según el Instituto Nacional de Estadística y Censos, entre los años 2014 y 2015, casi 1,000 nacimientos fueron producto de violación a niñas menores de 14 años.

ARCHIVO/END.

La iniciativa de ley firmada hoy por Alvarado tomó fuerza este año en un contexto de numerosas denuncias contra sacerdotes de la Iglesia católica que supuestamente violaron y abusaron a menores de edad.

Particularmente el caso del sacerdote Mauricio Víquez, quien en enero pasado salió del país sin destino conocido tras haber sido denunciado penalmente por violación, en un caso que prescribiría en septiembre próximo cuando la víctima cumpla los 28 años de edad, 10 después de su mayoría de edad.