•   San Salvador, El Salvador  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Un grupo de representantes de las víctimas de violaciones a derechos humanos de la guerra civil salvadoreña (1980-1992) presentaron este martes una propuesta de ley como "alternativa" a una iniciativa de amnistía de los diputados.

La organización de derechos humanos centroamericana Cristosal señaló que la propuesta "está encaminada a dignificar la memoria de las víctimas y esclarecer la verdad sobre los responsables de cometer crímenes de guerra".

"No queremos que sigan atropellando nuestra dignidad con leyes que no nos favorecen, sino que protegen a los criminales", señaló Dorila Márquez, presidenta de la Asociación Promotora de Derechos Humanos de El Mozote, donde el Ejército ejecutó a unos 1.000 campesinos en 1981. Una comisión del Congreso discute la creación de una ley que sustituya la de amnistía de 1993, anulada en julio 2016 por un fallo de la Sala de lo Constitucional Corte Suprema de Justicia.

La anulación de la amnistía permitió reabrir procesos penales por crímenes de guerra como el asesinato de seis sacerdotes jesuitas. Tomada de Facebook de la Asamblea de El Salvador.

Los jueces constitucionales ordenaron al Congreso la creación de una ley para sustituir a la amnistía centrada en la reparación de las víctimas. No obstante, diversos sectores han señalado que los diputados buscan amnistiar nuevamente los crímenes de guerra o lesa humanidad.

La iniciativa del Congreso es discutida por los miembros de la Comisión Política, que reúne a los principales líderes del órgano Legislativo y recibieron un informe de las "implicaciones" de la ley de amnistía realizado por un grupo especial de legisladores.

La comisión que estudió la sentencia del Supremo fue cuestionada desde su creación por diversas organizaciones de derechos humanos, dado que todos sus miembros estuvieron relacionados directamente con la guerra civil salvadoreña.

Las críticas aumentaron cuando recibió una propuesta de ley de "reconciliación nacional", que buscaba, según diversos activistas, amnistiar nuevamente los crímenes de guerra y los de lesa humanidad. Esto llevó al presidente de la comisión y diputado del Partido Demócrata Cristiano (PDC), Rodolfo Parker, a renunciar y separarse del grupo de legisladores.

La iniciativa del Congreso es discutida por los miembros de la Comisión Política, que reúne a los principales líderes del órgano Legislativo. Archivo/END

Parker, señalado por un informe de la ONU que investigó los crímenes de la guerra civil salvadoreña de alterar las declaraciones sobre la masacre de 6 jesuitas en 1989, fue quien presentó la cuestionada propuesta.

La anulación de la amnistía permitió reabrir procesos penales por crímenes de guerra como el asesinato de seis sacerdotes jesuitas (1989), la masacre de unos 1.000 campesinos en El Mozote (1981) y el asesinato de san Óscar Arnulfo Romero (1980).