•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Cuesta hablar con Carlos Rivera. A bordo de un vagón de ilusiones que se mueve frenéticamente en una montaña rusa de posibilidades fantasiosas, no sabe por dónde comenzar. “Ganamos tres medallas de oro, una de plata y una de bronce, pero esto apenas comienza. Pienso, sin exagerar, que de las 15 medallas de oro en disputa, podemos obtener entre 10 y 12 de oro”, me dice mirando hacia el techo en Pool 8, una vez finalizada la ceremonia de premiación de la primera jornada. Ya se fueron todos, solo queda Carlos aferrado a las imágenes de lo que vio, vivió y disfrutó, quien durante la construcción de este impacto inicial, estuvo acompañado del dirigente de la Federación, el mayor general Ramón Calderón. 

La resonante victoria de Karen García en Bola 8, aunque no estaba escrita, no sorprende. Su enfrentamiento con la costarricense Adriana Villar, una figura muy llamativa en el concierto panamericano y temible rival para cualquiera, fue considerado por los testigos, de ribetes espectaculares, una especie de final anticipada. Al imponerse Karem 8-4, tomó el reto de Daniela Abascal de Guatemala en la batalla sobre el tapete en busca del oro. No falló la pinolera. Su geometría trazada, fue lo necesariamente precisa y triunfó.

La sorpresa, la provocó ese veterano inagotable que es el zurdo Francisco Taylor, capaz de múltiples resurrecciones en carambola a tres bandas. Derrotado inesperadamente el favorito tico Erick Téllez en semifinales, el nicaragüense se encontró con el camino clarificado y enfrentó al panameño Gustavo Patiño. Equilibrado tanto en su sistema nervioso como en sus ejecuciones, Taylor logró el crecimiento requerido y por momentos, pareció haber rejuvenecido, asegurando el oro.

En tanto, Carlos Castro consiguió el oro en Bola 8 imponiéndose a Marcos García en duelo de nicas. Ese 1-2 con oro y plata, tuvo mucha brillantez me explica Carlos Rivera, con el agregado del bronce facilitado por Ernesto Blanco en carambolas… Hoy a las 9:00 a.m., continúa el torneo de billar en la especialidad de Bola 10, y Rivera vaticina que los nicas, van a volver a disputar las tres medallas de oro.