•  |
  •  |

El planeta Tierra y nuestro cuerpo están compuestos en su mayor parte de agua. Las aguas tienen un proceso de reciclamiento en el planeta y de él depende nuestra sobrevivencia.
Dentro de los principios de muchas cosmovisiones y de la Santa Biblia, el agua tiene una gran simbología que va desde simples ritos hasta las aguas rejuvenecedoras de ciertos manantiales. Todos respiramos y nos sentimos muy bien cuando estamos en presencia de la inmensidad del mar, de un hermoso lago, un río o una cascada, nos relajan no sólo verlo, sino oír su música al desplazarse, el frescor y si es posible, tomamos unos tragos de esas aguas o nos sumergimos en ellas.
El agua, además de estar compuesta, fundamentalmente, por dos átomos de hidrógeno y uno de oxígeno, lleva consigo elementos de donde está o pasa. Así en el mar lleva sodio, potasio, calcio y muchos otros minerales; la que viene de las montañas trae trazas de arcilla sanadora, sílice y hasta minerales, algunas veces pesados. Las que vienen de pozo en algunas ocasiones tienen que ser tratadas antes de ser consumidas por la población. Pero hay agua reconocidas mundialmente, que tienen propiedades sanadoras, embellecedoras y se dice que hasta rejuvenedoras.
Muchos beneficios
Al tratamiento con agua se le denomina hidroterapia y se usa con aguas sulfúricas de volcanes, que llamamos termales que ayudan a los huesos y piel, principalmente. En fisioterapia el contraste de agua caliente con fría ayuda a calmar el dolor y rebaja las inflamaciones, lo mismo que en la sauna desintoxica. El vapor de agua ayuda a las enfermedades respiratorias o las nebulizaciones. Con el agua se controlan la fiebre y sobre todo la sed. Todos estos fenómenos son “milagros” diarios de las aguas.
Los bautizos: La Iglesia Católica, evangélica y otras orientales, ocupan el agua para limpiar de todos sus pecados a quienes bautizan. Se dice que es un símbolo externo, es decir, un sacramento, pero lleva implícito, además del arrepentimiento y la aceptación, el deseo vehemente de hacer un cambio de vida, que en muchas ocasiones son un verdadero milagro. Otros grupos, no exactamente, religiosos, piensan que todo se encuentra en la mente y que si nosotros nos concentramos a fondo con tomar un solo vaso de agua nos podemos curar de cualquier enfermedad y así sucede en muchos casos. El agua bendita que desde siglos se usa ahuyenta a los espíritus y hasta el día de hoy se usa con mucha eficacia, muchas personas la llevan a sus casas para purificarse. En los templos se usa en diferentes ceremonias con el objeto de bendecir a las personas y sus bienes.
Aguas magnetizadas: Otros grupos imprimen cargas iónicas a las aguas y de esa manera inciden en las personas para bien o para mal. Se usan imanes, plantas, cuarzos, cargas eléctricas, piedras preciosas y otros objetos. Se dejan cierto tiempo en contacto con estas piezas y posteriormente la persona toma lentamente esa agua en ayunas o de la manera que se indique, con una intención, tanto quien la prepara o la vaya a tomar, solo tiene que esperar los resultados. Por ejemplo, para potenciar la energía de los centros de energía o chacras, se recomienda poner cuarzos, según el color de cada chacra, por un día y se toma ese elixir. Si pone agua en un recipiente bajo una pirámide orientada, adecuadamente, el agua se magnetiza y beneficia a quien la toma.
Los Spa: La palabra Spa, que en los últimos años ha estado de moda, son lugares donde se practican tratamientos de salud o bienestar corporal por medio del agua. Precisamente, uno de los orígenes de la palabra Spa, viene de Bélgica, donde hay un poblado que tiene manantiales de aguas rejuvenecedoras y donde se menciona, viajaban los emperadores romanos, entre otras familias, a buscar agua que los embellecieran y rejuvenecieran. Hasta la novelística, como Horizontes Perdidos, de James Hilton, ha traído la evocación de lugares paradisíacos como Shangri – La, donde con solo tomar el agua de los manantiales no envejecías tan rápidamente. En los Spa, se hacen sauna, hidroterapia, masajes, agua caliente, barroterapia, relajación, masajes, aromaterapia, entre otras prácticas que solo traen bienestar, control mental, espiritual y corporal.
Fuentes milagrosas
Las más famosas son las de la virgen de Lourdes en Francia; en México hay varias, entre ellas las de Tlacote, donde a diario desfilan unas 10 mil personas. En Alemania, cerca de Düsseldorf, cerca de una mina abandonada, son miles los testimonios sobre la curación de muchos tipos de enfermedades. En Dipilto, Nicaragua, hay peregrinaciones para recoger agua donde está la imagen de la Virgen de Guadalupe, en una peña que se puede ver desde la carretera hacia la frontera de Las Manos.

TOME NOTA
Francisco Picado Valle, atiende sus enfermedades con medicina natural, acupuntura, masajes, sauna, regulación de peso, orientación personal y balance de energías. Pregunte por el curso Medicina Natural y de Acupuntura, a Distancia. Clínica de Terapias Naturales y Spa, antiguo cine Rex 75 v. al lago T. 2251 4456 Cel. 86545677 y en El Raizón, K 20.2 C. Masaya. E-Mail:terapiasnaturales.fp@gmail.com