•  |
  •  |

La cocina es un lugar ideal para los aromas auspiciosos. Nadie se asombrará de ver en una cocina unas ramas de laurel, por ejemplo. Aunque no se las use para cocinar, su tarea  realmente importante es la vigilia de los malos influjos. Lo mismo sucede con el ajo, del que es ideal tener una ristra adornada con cinta roja en un rincón, en caso de poseer una cocina más o menos cómoda.  

Los perfumes combinados de estos dos elementos protegen el lugar, bendicen la abundancia y por si fuera poco, son altamente afrodisíacos, con lo cual la cocina puede llegar a convertirse en un interesante lugar.

Ahora que mencionamos una cocina amplia: si usted tiene la fortuna de poseer una, nunca se siente a almorzar o cenar en ella  con alguien que no pertenezca a la casa. Por más que se trate de su mejor amigo, la situación no es propicia; es signo de que su intimidad será objeto de violaciones por parte de terceros.

La cocina es un lugar que se carga fácilmente de energía de quien la usa, y por eso es muy vulnerable a las invasiones de energías extrañas. Si uno quiere facilitar las cosas a su suerte, debe apelar a las fuerzas naturales.  Para aromatizar estos ambientes y protegerlos de energías malsanas, no recomiendo para nada comprar los perfumes y desodorantes de ambientes industriales que se venden habitualmente en los comercios. Más allá de lo discutible de la calidad de esas fragancias, en términos energéticos funcionan como difusores y en realidad “ensucian”, energéticamente hablando, el ambiente.  Es mucho mejor perfumar los ambientes mediante sahumerios, pero con estos hay que tener mucho cuidado.

Hoy en día los sahumerios se venden en  comercios que los ofertan a bajo precio, pero verdaderamente se trata de material químico de muy baja calidad, cuya combustión solo ahumará  los ambientes sin dejar  ningún beneficio.  En cambio, los sahumerios de buena calidad, son de mayor costo pero sus beneficios son múltiples.  Además de poder obtener de ellos delicados perfumes, sus principios activos generan energías muy intensas, en especial los que tienen mezcla de mirra en la composición de su fragancia.

Todo mal efluvio que quiera penetrar se encontrará con la protección de estos verdaderos aliados. Mientras no exista un desodorante en aerosol que en su etiqueta prometa “fragancias energéticas y limpieza de malos efluvios”, cosa que no creemos que vaya a suceder al menos por ahora, recomiendo seriamente la utilización de aromatizantes naturales.  Su energía y su suerte se lo agradecerán.

TOME NOTA:
*Textos de estudios de PENÉLOPE. Parapsicóloga (código 95703 Profesional School, Miami FL.).  Especialista  en la interpretación del Tarot y las cartas de los ángeles.  Terapias alternativas para tu control mental y mejorar tu calidad de vida. Consejería en tus problemas laborales, de negocios y sentimentales. Atiende de lunes a sábado de 9 de la mañana a 5 de la tarde, previa cita.  
Teléfonos: 2289-7207 / 8938-0153, Managua.