•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El fútbol logró hoy lo que los políticos no han podido, ya que Nicaragua celebró como propia la victoria de Costa Rica sobre Italia por 1-0 en el Mundial, especialmente por la presencia de un nicaragüense en el seleccionado costarricense.

Los periodistas deportivos de Nicaragua destacaron que por primera vez en la historia un nicaragüense, el defensa Oscar Duarte, estará presente en la ronda de octavos de final de un mundial, aunque defendiendo la camiseta de Costa Rica.

La celebración fue especial en el pueblo natal de Duarte, Catarina, ubicado a 49 kilómetros al sureste de Managua, donde el juego fue visto por los lugareños en una pantalla gigante instalada en el parque municipal.

"Está respondiendo la sangre 'nica' acompañada del apoyo de nuestros hermanos vecinos de Costa Rica", dijo emocionado el abuelo materno de Duarte, Salomón Gaitán, al canal 2 de la televisión local.

La familia de Duarte, de 25 años de edad, presenció el partido en la casa de Gaitán con camisetas rojas de la selección costarricense y la bandera azul y blanco de Nicaragua.

Los familiares del futbolista, que esperan a Duarte al regreso del mundial, aseguraron que será una fiesta "de todo el pueblo".

El éxito de Duarte, que se estrenó como goleador mundialista el 14 de junio ante Uruguay, se extendió las redes sociales, donde los nicaragüenses apoyaron abiertamente a Costa Rica, o se disculparon por no hacerlo, a causa de la presencia del nicaragüense.

Duarte se convirtió este año en el primer futbolista nacido en Nicaragua en participar en una Copa del Mundial de fútbol, el primero en ser titular, el primer en marcar un gol, y ahora el primero en pasar a octavos de final.

Algunos narradores incluso se preguntaron si Duarte, nacionalizado costarricense para jugar en la selección tica, podría ser considerado para el premio Atleta del Año en Nicaragua.

Duarte es hijo de una familia de inmigrantes nicaragüenses con 20 años de residir en Costa Rica.