• Belo Horizonte, Brasil |
  • |
  • |
  • AFP

La reacción de emoción en todo Brasil tras la lesión de la estrella de la Canarinha Neymar jugó en favor de Alemania, que goleó por 7-1 este martes al anfitrión, aseguró el seleccionador germano Joachim Löw.

Brasil disputó la semifinal mundialista ante Alemania sin su estrella Neymar, que se fracturó una vértebra en el partido de cuartos contra Alemania, ni con su central y capitán Thiago Silva, sancionado por acumulación de amonestaciones.

Pero sobre todo la ausencia del delantero del Barcelona fue un 'shock' emocional para todo un país que esperaba que la estrella le llevase a la conquista del hexacampeonato.

Antes del encuentro, miles de asistentes al Estadio Mineirao de Belo Horizonte llevaron caretas de Neymar como muestra de apoyo al crack, y el capitán David Luiz mostró la camiseta con el '10' durante la interpretación de los himnos.

Calma

"Era importante administrar con calma esa pasión y emoción, con valor y con nuestra fortaleza", dijo Löw después de que su equipo infligiese una derrota histórica a Brasil.

"Ellos quedaron conmocionados con nuestros goles y eso hizo el partido más fácil para nosotros", añadió el técnico.

A la media hora de juego, Alemania ya ganaba por 5-0 a Brasil, tras lograr cuatro tantos (del segundo al quinto) en solo seis minutos (del 23 al 29).

"Todo el mundo hizo el trabajo de manera increíblemente bien y con concentración total. Jugamos bien en ataque, con combinaciones soberbias", analizó el técnico.

Pese a la victoria histórica, Löw dijo que deben permanecer humildes de cara a la final del domingo en el Maracaná contra el vencedor de la otras semifinal que se disputará el miércoles, Holanda o Argentina.

"Un poco de humildad también sería muy bueno y tenemos que tener cuidado para seguir concentrados para el domingo", dijo el técnico, de 54 años.