•   Managua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La procuradora especial para la niñez y la adolescencia, Norma Moreno, pidió que no se sigua echando la culpa de todo al Código de la Niñez y la Adolescencia y más bien se exija a las instituciones encargadas de impartir justicia que cese la impunidad y se brinde más seguridad a la población.

“Es necesario que la Policía Nacional cumpla con su responsabilidad de seguridad ciudadana y que el sistema de justicia no deje en impunidad los casos”, expresó Moreno, alegando que desde los 15 años los infractores de la ley pueden ser privados de libertad.

Los alegatos de la procuradora de la niñez son respaldados por Adilia Amaya, coordinadora de la Federación Coordinadora Nicaragüense de Organismos No Gubernamentales que trabaja con la Niñez y la Adolescencia, Codeni, destacó que las instituciones del sistema de justicia también deben tomar sus responsabilidades como parte del cumplimiento del Código.

“Aumentar las penas ¿para qué? Con aplicar una pena de 15 años no se recobrará a un adolescente. Se necesita que primero se cumpla a cabalidad con el Código y se destinen los recursos para la reinserción social y la socio educación de estos jóvenes”, determinó Amaya mencionando que están abiertos a dialogar y revisar el actual Código, pero están abiertos a discutir siempre que sea para mejorarlo.

La comisionada general Mercedes Ampié, jefa de la Comisaría de la Mujer Niñez y Adolescencia Nacional de la Policía, afirmó que reformar el Código de la Niñez y la Adolescencia con el fin de aumentar el tiempo de las penas para los menores que infringen la ley, sería perjudicial para éstos y no sería la solución al problema.

“La respuesta es venir fortaleciendo el trabajo preventivo como lo hemos venido haciendo porque la solución no es elevar las penas. Esto no trae una solución para disminuir los índices de violencia. Se trata de buscarle alternativas educativas, recreativas, laborales para cuando ya los jóvenes tienen edad para trabajar e incluirlos en todos los programas que estamos desarrollando en conjunto con otras instituciones”, aseguró Ampié.

Algunos sectores de la sociedad han criticado que el país no cuenta con las condiciones de encarcelamiento adecuadas que permita la reinserción social de los adolescentes y cuestionan la falta de recursos por parte del Estado. Pero, la comisionada general Ampié recordó que la institución policial ya cuenta con el Centro de Promoción y Desarrollo Juvenil, “Juventud”, lugar que podrá albergar a unos 800 jóvenes.

“Tenemos un Centro y vamos a desarrollar otro, estamos dando respuesta a los jóvenes y la solución no es estar elevando las penas, la respuesta es disponerse todos, hombres y mujeres, a trabajar en la formación de nuestros hogares y nuestra familia, en cómo estamos criando a nuestros hijos, qué les estamos enseñando, porque si les estamos enseñando violencia entonces vamos a tener una generación violenta”, aseveró la comisionada general.