•  |
  •  |
  • END

El gobierno de Irán aprobó este lunes un préstamo por 150 millones de euros (más de 231 millones de dólares) a Nicaragua, los que serán invertidos en la construcción de embalses y centrales para producir energía eléctrica, según informó la Agencia de Noticias de la República Islámica, IRNA. Sin embargo, pese a la magnitud de esta noticia, funcionarios del Ministerio de Energía y Minas, MEM, evitaron dar detalles sobre ese tema.

IRNA informó en su sitio web www2.irna.ir que el consejo de ministros Iraní aprobó un presupuesto de 150 millones de euros, equivalentes de 231 millones 195 mil dólares según las estadísticas del Banco Central de Nicaragua, BCN, los cuales serán destinados “a sufragar la construcción de embalses y centrales de energía en Nicaragua y que será cubierto por los fondos de divisas”.

Siete meses antes, a inicios de agosto del año pasado, una comisión gubernamental iraní anunció, en compañía del presidente Daniel Ortega, financiar con recursos donados y préstamos concesionales una serie de megaproyectos en materia agropecuaria, forestal, hidroelectricidad, infraestructura portuaria y habitacional.

En ese entonces, las autoridades del MEM de nuestro país presentaron a la delegación iraní cuatro proyectos hidroeléctricos para producir hasta 616 megavatios, y las autoridades nicaragüenses indicaron que el proyecto que podría “cuajar” es Boboke, RAAN, el cual podría producir hasta 70 megavatios, con un costo de 125 millones de dólares.

EL NUEVO DIARIO intentó conocer la versión de los directivos del MEM, pero ni el titular de esa cartera, Emilio Rappaccioli, ni la segunda titular, Lorena Lanzas, contestaron sus teléfonos celulares.

Adilia Villagra, asistente de Relaciones Públicas del MEM, aseguró en horas de la mañana de ayer que por la tarde ese ministerio emitiría una nota de prensa, donde brindaría los detalles del préstamo, pero por la tarde, indicó que no tenían información al respecto, por lo que prometió dar pormenores luego de hacer las respectivas consultadas. Al final no lo hizo.

Más de 11 millones de dólares en intereses

Según la información difundida por IRNA, el gobierno de Nicaragua pagará el préstamo a Irán en un período de 10 años, durante los cuales será repartido 22 cuotas con un interés anual del 5 por ciento, es decir unos 11 millones 559 mil 750 dólares en intereses.

Agregan que será el Banco de Exportaciones de Irán el que desembolsará los fondos y supervisará la devolución de los mismos, pero antes hay un plazo de dos semanas para rubricar los documentos que permitirán llevar a efecto el préstamo.

De acuerdo con el Plan de Inversión del MEM, en el período 2010–2015, el gobierno pretende desarrollar 389 megavatios hidroeléctricos a través de seis proyectos: Larreynaga, Hidro Pantasma (ambos se desarrollan en Jinotega), Salto Y-Y (cerca de Siuna), Boboke, Tumarín (Matagalpa) y el proyecto El Carmen.

De esos seis proyectos, tres ya tienen financiamiento: Larreynaga, Hidro Pantasma y Salto Y-Y. Es por eso que el MEM calcula que en 2010, Larreynaga, ejecutado por la estatal Empresa Nicaragüense de Electricidad, ENEL, e Hidro Pantasma, llevado a cabo por Consorcio Santa Fe, estarán en capacidad de generar 17 megavatios cada uno, es decir 34 megas en total.

Boboke sin financiamiento

En 2011, el MEM estima que estarán disponibles otros 25 megavatios hidroeléctricos, del proyecto Salto Y-Y, y cuyo financiamiento es de la Compañía Cervecera de Nicaragua.

Pero hasta el momento el financiamiento para desarrollar los restantes tres proyectos aún no ha sido definido, aunque el gobierno, según su plan de expansión, calcula que en 2011 Boboke ya estará en capacidad para generar 70 megavatios; en 2012, Tumarín, otros 160 megas, y, finalmente El Carmen, en 2015, los restantes 100 megas.