•  |
  •  |
  • END

El modelo de gestión de despacho judicial que ha implementado la Corte Suprema de Justicia, se ha hecho para modernizar y mejorar el acceso a la justicia de los nicaragüenses.

Lo dijo ayer el magistrado presidente del Tribunal de Apelaciones, Gerardo Rodríguez, durante un encuentro que sostuvo con el director de EL NUEVO DIARIO, Francisco Chamorro.

Rodríguez mencionó, además, que el malestar de algunos abogados que han criticado el nuevo sistema, es porque “no quieren aceptar los cambios”, y están desesperados porque sus casos sean resueltos.

“El modelo lleva casi 75 días de trabajo y ya ha habido cambios, pero con el tiempo vamos a tener mejores resultados”, expresó Rodríguez.

El magistrado estimó que a más tardar en agosto el modelo ya será plenamente reconocido y aceptado, pues trabajan con rapidez para corregir algunas fallas técnicas.

El nuevo modelo, además, pretende que todos los abogados litiguen en iguales condiciones, sin ventajas de uno con respecto de otro, como era la costumbre.

Señaló que los abogados que se quejan son los que se acomodaron a que les tramitaran más rápido sus casos, sólo por tener mejores condiciones económicas.

Mencionó que, a la fecha, se han emitido más de 2 mil sentencias, más de 700 sentencias de diferencia respecto de 2006. Para Rodríguez, ahora la justicia en Managua es moderna, rápida y transparente.

En la ejecución del proyecto financiado por el Banco Interamericano de Desarrollo, BID, trabajan un total de 120 personas en el Complejo Judicial Nejapa, y 750 profesionales entre jueces y funcionarios judiciales. En el modelo, implementado a finales de 2007, llevan invertidos 8 millones de córdobas.