•  |
  •  |

Como ya es de esperarse en Managua, unos minutos de lluvia y todo colapsa, esta vez el barrio “Benedicto Valverde”, mejor conocido como Quinta Nina, fue el que sufrió daños, ya que debido al agua, una parte de la calle se hundió, lo que ocasionó que un camión que repartía mercadería en la zona quedará atascado.

Mario Salinas solo escuchó un golpe. Al salir de su vivienda miró cómo el agua había socavado la calle y cómo se había hundido, y aseguró que desde hace un mes, cuando trabajadores de la Alcaldía de Managua colocaron tuberías, el suelo quedo inestable y poco a poco fue cediendo.

“La gente de la alcaldía solo ha venido a pesquisar, pero no nos han dicho nada. El terreno está flojo, y si sigue así hasta las casas se van a hundir”, indicó Salinas.

Mientras que José Dávila precisó que las señales eran obvias, pues ya se había abierto una zanja, pero no hicieron nada, y eso poco a poco fue poniéndose peor, a tal punto que afectó una de las calles alternas, que se encuentra a pocas cuadras de la costa del lago Xolotlán.

El susto de la tarde se lo llevó Armando Miranda, trabajador de la empresa E. Chamorro, pues al momento de la lluvia distribuía productos en el sector, y aseguró que se detuvo antes de llegar a la esquina donde está la zanja, pero de nada le sirvió la precaución.

“Nos detuvimos para hacer una entrega ya que no podíamos pasar, pero al revisar las facturas en una de las ventas, sentimos como que se hundió una llanta, yo salgo en carrera del sitio donde estaba y veo que el camión se desplomó de un lado”, indicó.

Mientras en las inmediaciones del Ministerio del Trabajo, la calle se convirtió en un río que dificultaba el tráfico vehicular y amenazaba con afectar casas aledañas.
Hasta el momento, 39 familias se encuentran albergadas en el Polideportivo España.

Ineter: lluvias son por ejes de vaguadas
Las lluvias que están ocurriendo en las últimas horas en el territorio nacional son producidas por ejes de vaguadas, informó Salvadora Martínez, Directora del Departamento de Meteorología del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales, Ineter.

Para hoy se espera que un nuevo sistema de vaguada se desplace por la parte Sur de Nicaragua. Las lluvias continuarán produciéndose en forma dispersa, con mayor probabilidad en el Pacífico, especialmente por la tarde.

Bomberos de Ocotal al rescate
En tanto, desde Ocotal, Nueva Segovia, se reportó que un vendaval que precedió a la lluvia de las 3 de la tarde del viernes, provocó un conato de incendio en la casa de la señora Amelia de Paguaga, en el centro de la ciudad.

Según el oficial Emmanuel Larios, del Benemérito Cuerpo de Bomberos, el aire levantó unas láminas de zinc del techo de la segunda planta, que rozaron líneas eléctricas primarias de 14 mil voltios, originando un cortocircuito.
Los vecinos evacuaron a la propietaria, una persona de avanzada edad.

(Con la colaboración de Leoncio Vanegas, Nueva Segovia)