•  |
  •  |

La alegría inicial por la adquisición de nuevas unidades para el transporte colectivo de la capital ya ha mermado en los cooperativistas que están haciendo los trámites a ciegas, pues hasta la fecha no se les ha informado el costo de los buses.

El segundo punto que preocupa al gremio es la ampliación del horario de trabajo, pero aseguran que están dispuestos a cooperar si se les garantiza seguridad. Durante el acto de entrega de las 250 unidades rusas, el presidente Daniel Ortega no detalló ni el precio ni la forma de pago de las mismas.

Roberto Martínez, representante de la cooperativa de buses ”Samuel Mairena”, indicó que ellos estarían dispuestos a pagar un precio que ronde entre los 35 mil y los 40 mil dólares por unidad, y que la misma tenga el seguro vigente.
Esta cooperativa cuenta con 30 unidades, las cuales con esta segunda entrega de buses rusos sería renovada por completo; solo cubren la Mini Ruta 4, que se extiende desde Loma Linda hasta el barrio Santa Rosa.

Mientras tanto, Juan Francisco Maradiaga, presidente de la cooperativa “Parrales Vallejos”, señaló que no los han llamado de Caruna para comunicarles el precio. “Vamos a esperar, sabemos que tiene que ser un precio accesible”.

Seguridad segunda preocupación
Martínez agregó que los constantes asaltos y la poca ayuda policial les impiden ampliar el horario de circulación, pero señaló que están anuentes si hay mayor coordinación.

El cooperativista precisó que los puntos críticos donde hay continuos asaltos son: Pista El Recreo, Rotonda Cristo Rey, Plaza España y El Zumen. Hasta ahora solo una idea ha surgido de parte de las autoridades: que se destinen policías vestidos de civil para brindar seguridad tanto a los conductores como a la población.

Para la cooperativa de Maradiaga, la ruta más vulnerable a robos es la 118, porque el barrio El Recreo es el punto donde se desencadena diariamente la actividad delictiva.