•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La Policía de Nicaragua prometió a una misión de Amnistía Internacional (AI) que visitó el país, garantizar el derecho a la libre expresión y manifestación de los ciudadanos y grupos que critican al gobierno de Daniel Ortega.

La jefe policial, Aminta Granera, "aseguró a nuestra delegación que la Policía Nacional garantizará el derecho a manifestarse pacíficamente a toda la población nicaragüense", afirmó la jefa de la misión, Guadalupe Marengo, en rueda de prensa en Managua.

Marengo dijo que la cita con Granera fue una de las más "fructíferas" que tuvo AI en Nicaragua, en la que abordaron el problema de los delitos sexuales, las agresiones que sufre la oposición cuando protesta y las intimidaciones contra defensores de derechos humanos.

"El problema (en Nicaragua) es cuando hay actos de violencia (por parte de grupos oficialistas) y la policía no garantiza" la debida protección, pero "se nos aseguró que lo iban a hacer y estaremos atentos" a que cumplan, dijo por su parte otro miembro de la comisión de AI, Esteban Beltrán.

La mayoría de las marchas opositoras ocurridas durante el gobierno de Ortega, en el poder desde 2007, han sido atacadas por simpatizantes sandinistas con palos, piedras, morteros caseros o golpes.

En la cita, la policía se comprometió a proteger las futuras marchas opositoras, principalmente de cara a las elecciones del próximo 6 de noviembre, en las que el presidente Ortega aspira ser reelegido como candidato del partido sandinista.