•  |
  •  |

Un total de seis trabajadores están enfrentando un proceso administrativo abierto por la empresa maquiladora Footwear Nicaragua para cancelar sus contratos y lograr el desafuero sindical.

Según explicaron varios de los afectados, esto se debe al deseo de la compañía de tener “sindicatos blancos” que no defiendan los derechos de los trabajadores.

“Yo fui uno de los sancionados por el simple hecho de querer hacer valer nuestros derechos. No me han pagado mis prestaciones sociales y no me dejan entrar a la empresa”.

No obstante, el caso se desarrolla en medio de varias contradicciones, ya que a pesar de la versión de los sindicalistas, en el Acta de Audiencia Conciliatoria queda claro que la empresa no ha efectuado ningún despido, aunque sí está solicitando cancelación de contrato.

La empresa les hace graves cargos
Según explica Bosco Noguera, representante legal de la compañía brasileña, los seis trabajadores tienen una lista de insubordinaciones que llegaron a su cúspide el 15 de junio de este año, cuando provocaron un paro que provocó el cierre de dos líneas de trabajo.

“Los trabajadores siguen percibiendo sus salarios, no es cierto que están despedidos, pero exigimos un proceso de desafuero. No nos oponemos a que existan sindicatos, siempre y cuando estén representado por personas serias. Estos trabajadores creen que por ser dirigentes sindicales tienen permiso para hacer lo que quieran”, aseguró Noguera.

En el proceso administrativo se presentaron las firmas de 1,500 trabajadores que aseguraron estar en desacuerdo con los integrantes del Sindicato “Enrique Schmidt Cuadra”, ya que según ellos realizaron actos de vandalismo y violencia en la fecha señalada.

Abandono de sus puestos

Por su parte, Luis Alberto Castillo, supervisor de producción y jefe de control y disciplina, aseguró que los seis sindicalistas tienen una ficha en Recursos Humanos por abandono constante de sus puestos de trabajo, interrupción de labores para formar grupos en horas no estipuladas, y varias llamadas de atención.

Luis Barbosa, Presidente de la Confederación Sandinista de Trabajadores “José Benito Escobar”, desmintió las declaraciones, y aseguró que se está violentando el acuerdo tripartito de zonas francas que contempla la estabilidad laboral.