•  |
  •  |

El  Proceso de consultas de la iniciativa para la aprobación de una  Ley General de Puertos, será reanudado en la Asamblea Nacional la otra semana, donde se espera que asistan las autoridades del Ministerio de Transporte e Infraestructura MTI y del Ejército de Nicaragua. La Ley General de Puertos será el recurso legal que permitirá establecer las reglas para la operación de puertos como Monkey Point y los ya  existentes en el país.

Eliseo Núñez Hernández, Presidente de la Comisión de Infraestructura y Servicios Públicos, explicó ayer que la ley busca establecer las normas para regir este tipo de proyecto, donde se necesita establecer con claridad quién será el ente regulador y el operador de este tipo de instalaciones, por donde entra y sale la mercadería de importación y exportación en el país. “Esta ley estaría regulando todo lo referido al funcionamiento de los puertos en el país y las bases para procesos de construcción de proyectos como Monkey Point. Dará pie a la creación de un ente operador y un regulador por separado, que facilitará las operaciones de estas instalaciones”, agregó Núñez.

La construcción del puerto de aguas profundas en Monkey Point podría generar en ingresos hasta US$400 millones al país, producto del transporte de contenedores con mercadería de importación y de exportación, según  dirigentes de los transportistas de carga que operan en Nicaragua, quienes se mostraron entusiasmados con el proyecto.

La inversión para construir este proyecto se estima sea de 300 a 350 millones de dólares, según directos de la Empresa Portuaria Nacional EPN y a la fecha la empresa brasileña Andrade Gutiérrez es la que ejecuta los estudios de prefactibilidad y factibilidad de un puerto de aguas profundas  para contenedores en el Caribe, que incluye una carretera de 75 kilómetros y una línea férrea en una segunda etapa.