•  |
  •  |

La Empresa Blue Power & Energy de Oriente S.A. comenzará los estudios técnicos para realizar estudios de viento para verificar la factibilidad de un nuevo proyecto eólico en la zona conocida como el Hato Grande, que está ubicada en una finca privada del municipio de Juigalpa, en Chontales.

Recientemente el Ministerio de Energía y Minas, MEM, aprobó licencia provisional a esta compañía, que le permite estimar el grado de factibilidad del proyecto a través de mediciones de viento, para verificar si es viable la construcción de un parque eólico de capacidad para generar 42 megavatios de potencia, que se conectaría al Sistema Interconectado Nacional, SIN.

Mediante acuerdo ministerial 60 DGERR-14-2011, el MEM hizo efectivo el aval de la licencia provisional, con una vigencia de 24 meses a Blue Power, quienes tendrán que presentar informes trimestrales y uno conclusivo del desarrollo del  proyecto en general, para llevar un control específico del tiempo de ejecución que tendrá el mismo.

José Ley Lau, directivo de Blue Power, explicó ayer que la empresa estaría invirtiendo medio millón de dólares en la etapa de los estudios de factibilidad.

Señaló que de acuerdo con la información preliminar que tiene la empresa,  estiman que en esta zona se podría construir un parque eólico de 42 magavatios de potencia, pero que todo dependerá de las conclusiones de los estudios.

“Puede que la capacidad de la planta eólica sea menor o quizás mayor. Hay varias variables a considerar para tener datos precisos y ver si las redes de transmisión eléctrica que pasan toda la zona de Juigalpa, tienen las condiciones técnicas necesarias para transportar esa cantidad de energía. Por el momento creemos que el proyecto podría ser factible”, agregó Lau.

39 megavatios para 2012
Actualmente, esta misma empresa desarrolla un parque eólico en el departamento de Rivas, previsto a entrar en operaciones a finales del 2012, que tendrá una capacidad para producir 39 megavatios.

El costo promedio de cada megavatio generado fue fijado en 104.5 dólares y aumentará un promedio del 3 por ciento en los primeros 12 años y quedará fijo hasta el año 20, una vez que entre a operar, según lo que dispuso el Instituto Nicaragüense de Energía, INE con la distribuidora Gas Natural.

Este proyecto eólico tendrá 22 aerogeneradores marca Vestas y una capacidad instalada de generación de 39.6 megavatios hora. Producirán un promedio de 142 mil megavatios de energía al año. Contará con una subestación con capacidad para 50 megavoltios amperio, una línea de transmisión de tres kilómetros y redes de 34.5 y 230 kilovoltios.

Además, permitirá ahorros en promedio de 283,000 barriles de petróleo por año, que son usados para la generación con plantas térmicas. En términos económicos, Nicaragua reducirá su factura petrolera en 30 millones de dólares.