•  |
  •  |
  • END

No es más la agitadora de la Red del Consumidor que solía organizar protestas contra Unión Fenosa. Pero desde la titularidad de la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados, Enacal, Ruth Herrera no desaprovecha una ocasión para “apuntar sus cañones” contra la transnacional.

Ayer, Herrera, como en sus viejos tiempos, dijo que hizo una demanda por la vía civil porque supuestamente Fenosa suspendió el servicio de energía eléctrica en el Distrito IV y parte del centro de Managua, y le dejaron fuera de circulación dos pozos que abastecen casi todo el centro de la capital. “Unión Fenosa ha suspendido el servicio a esa zona de Managua, porque dicen que el Mercado Oriental no les paga, nos dejaron fuera dos pozos de alto caudal, que además de abastecer la parte céntrica de Managua, parte del Distrito IV, esos pozos se quedaron sin energía desde hace más de un mes y afectamos a más de 25 barrios”, dijo Herrera.

La funcionaria afirmó que el ente regulador --Instituto Nicaragüense de Energía, INE-- mandó a que les restablecieran la energía en 24 horas, no lo hicieron, no es culpa de Enacal que los otros usuarios no les paguen, por eso salgo a demandarlos por la vía civil”, agregó.

“Son animales”, dice
“Unión Fenosa no tiene riendas. Es como un animal salvaje, se burla del INE, pero vamos a pelear donde haya que hacerlo, porque por otro lado, solo colectamos para pagarles”, dijo molesta. Indicó que recibió una comunicación de un funcionario de Fenosa que les manda a instalar su propias redes en la zona, y que “vigilen que otros no se les peguen a las mismas”. “Son cortes ilegales que los hacen para quitarle energía a los supuestos morosos”, agregó.

Arremete contra vocero de Fenosa
La ex dirigente de los consumidores también arremetió contra Jorge Katín, vocero de la transnacional. “Jorge Katín es asalariado de Fenosa, no sé si ya le dieron la nacionalidad española, él defiende el salario que le dan, podemos demostrar cuántas facturas tenemos en reclamo, porque nos cobran más de lo que corresponde”, afirmó.

Pero eso no es todo, el bombardeó continuó. Les tildó de empresa irresponsable que atropella y se ampara cuando se les manda a cumplir con su deber. Las declaraciones las ofreció durante la celebración del 60 aniversario de la Organización Mundial de la Salud.