•  |
  •  |
  • END

Colaboración
Una nueva mortandad de peces se observa a lo largo y ancho del río Grande de Matagalpa. Murieron de todas las especies.

Centenares de peces se miran río abajo desde el supuesto foco de contaminación. La historia de estos desastres se repite a cada rato, y en este caso el desastre se originó la noche del martes 8 de abril, por el rebalse de una cloaca en la periferia oeste del colegio San Luis.

El río Grande es afectado por la contaminación con agroquímicos, aguas negras, basura y la sequía provocada por el despale indiscriminado, el cual provoca que cada año la falta de agua sea más pronunciada en los días de verano, y las inundaciones más frecuentes en invierno, lo que cada vez lo convierte en un mayor peligro.