José Adán Silva
  • |
  • |
  • END

Malos vientos soplan para el Caribe. Un equipo de expertos en cambios climáticos y meteorología de la Universidad de Colorado, Estados Unidos, pronosticó ayer que la temporada de huracanes 2008, que se inicia en junio, será muy activa en la cuenca del Atlántico Norte, con 15 tormentas tropicales que generarán ocho huracanes, cuatro de ellos de gran intensidad.

El equipo de la Universidad de Colorado, dirigido por el meteorólogo William Gray, con 25 años en la predicción de huracanes, modificó sus predicciones de fines de 2007 (que auguraban 13 tormentas tropicales y 7 huracanes) e informó que la cuenca del Atlántico tendrá una temporada de ciclones muy por encima del promedio.

”Las actuales tendencias atmosféricas y oceánicas indican que tendremos muy posiblemente una activa temporada en la cuenca atlántica”, dijo Gray, al presentar el estudio durante una conferencia climática en Bahamas, según un comunicado de la Universidad de Colorado.

Otro Katrina amenaza

El equipo de expertos pronosticó que en la temporada ciclónica, que se extiende entre el 1 de junio y el 30 de noviembre, habrá cuatro huracanes mayores, con vientos de al menos 178 kilómetros por hora (de categoría 3 o más, en la escala Saffir/Simpson que se extiende hasta 5).

El promedio histórico para la temporada de huracanes es de 9.6 tormentas tropicales, de las cuales 5.9 terminan convertidas en huracanes, y 2.3 en huracanes mayores. Además, se auguró que se aumentaron los riesgos para que un huracán vuelva a impactar a Estados Unidos, como lo hizo Katrina en 2005.

“La posibilidad de que un huracán mayor impacte en las costas de Estados Unidos es de un 69%, comparada con el promedio del último siglo que es de 52”, dijo Phil Klotzbach, experto del equipo de la Universidad de Colorado.

Ineter confirma

El informe ya fue recibido en Nicaragua por la red de meteorología del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales, Ineter, según informó Rosalba Silva, meteoróloga de turno.

Silva indicó que ayer mismo recibieron el informe y que de inmediato lo divulgarán entre las instituciones miembros del Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (Sinapred) y el público en general.

Aunque el informe es un indicador de posibles fenómenos, cuyas posibilidades de convertirse en realidad son altas, Silva dijo que por el momento la información debía tomarse con prudencia, por cuanto aún no inicia la temporada lluviosa de Nicaragua (de junio a noviembre).

“El informe de la Universidad de Colorado es muy técnico y creíble. Efectivamente, el Ineter considera que por las condiciones climáticas adversas la temporada 2008 será más agitada que la de 2007”, dijo Silva, quien señaló que lo único que no puede predecir a la fecha, es la ruta que puedan tomar las tormentas y huracanes.

Nicaragua, por encontrarse de cara al Atlántico, es susceptible de ser afectada por los fenómenos climatológicos. En 1998 el huracán Mitch golpeó al país, y en 2005 Beta tocó tierra, pero sin causar mayores estragos.

En 2007, el huracán Félix, de categoría 5 de la escala Saffir-Simpson, golpeó la costera zona de la Región Autónoma del Atlántico Norte (RAAN).

Nuestra Costa Caribe muy vulnerable
De hecho, esta zona es la más vulnerable a sufrir un impacto de esta naturaleza, por su posición geográfica de frente al Mar Caribe, en la llamada ruta de los ciclones.

Un estudio del Ineter denominado Amenazas Naturales de Nicaragua, realizado bajo la administración del ex director Claudio Gutiérrez (fallecido), detalla que el mes en que hay más probabilidades de ser golpeados por huracanes es septiembre, con un 30 por ciento seguido, por octubre, con un 25 por ciento de posibilidad.

El mismo estudio señala que en una escala del 1 al 10, los municipios con más riesgo de impacto de huracán son Waspam, Bilwi, El Rama y Laguna de Perlas, con Bluefields con una escala de 9.

Para la temporada 2008 de huracanes en el Atlántico, existe desde ya una lista de huracanes con 21 nombres: Arthur, Bertha, Cristóbal, Dolly, Eduard, Fay, Gustav,
Hanna, Ike, Josephine, Kyle, Laura, Marco, Nana, Omar, Paloma, René, Rally, Teddy, Vicky y Wilfred.