•  |
  •  |
  • END

Hay nostalgias peligrosas, y mantener el Estadio Nacional sobre una falla geológica es someter a una muchedumbre al riesgo de perder la vida. Así se resume la posición de la Asociación Nacional de Profesionales de la Geología y Profesiones Afines, Angpa, cuya presidenta propuso a las autoridades buscar un terreno más seguro para el disfrute colectivo.

“Uno debe ser realista, y hay que buscar un nuevo terreno donde se erija el coloso deportivo”, sostuvo la ingeniera Magdalena del Carmen Pérez, al referirse a la mole de 60 años, donde multitudes de varias generaciones se congregaron para vitorear artistas, aplaudir a sus equipos y peloteros favoritos, ovacionar o abuchear a un presidente saliente o entrante.

Recientemente se integró una comisión interinstitucional con especialistas para evaluar el parque de pelotas, sin embargo, expertos independientes consideraron que un principio básico que es observado en el mundo por las autoridades responsables, es que no se debe edificar sobre fallas geológicas.

Aunque se ciñó a ese principio, que es el ABC de los geólogos, de que no se debe construir sobre fallas activas, tal como quedó demostrado con el terremoto del Martes Santo de 1931, dijo que se debe ver el diagnóstico de la comisión creada para evaluar la situación de esta instalación deportiva.

“A veces los managuas vivimos del pasado y hay que ver al futuro. Si en el estudio estructural que se haga de los cimientos del Estadio, de cómo están sus paredes, sus vigas, todas sus estructuras, se determina que la inversión que se haría va a ser de muy alto costo para salvar el Estadio, no vale la pena semejante gasto. Sería mejor ver qué otra función se le debería dar a ese edificio, pero no para albergar la cantidad de gente de acuerdo a su capacidad”.

Ser prácticos

En ese sentido, Managua debe ser práctica, y las autoridades deben tomar decisiones que sean en beneficio de la población, no aferrarnos a un recuerdo, a una nostalgia, sostuvo la experta.

En cuanto al entusiasta anuncio de que el Estadio da para 40 años más, la representante de los geólogos replicó que hay que ser cuidadosos. “Es mejor esperar los resultados que arroje la investigación. No debemos adelantarnos, sin embargo, construir sobre una falla es lo menos recomendable. Y se debe respetar la normativa de no construir a tantos metros a los lados de una falla. Tal ha sido el problema en nuestra capital toda la vida”.

Interrogada sobre lo prematuro de que una construcción de 24 años --tiempo que tenía el Estadio a la hora del terremoto del 72--, presentara severos daños, la geóloga respondió:
“Para semejante inversión que se hizo (en 1948), es poco tiempo, y eso que no se activó la falla Estadio. Debemos comprender que Managua no está sobre roca sólida; habrá algunas zonas, como Las Sierras, donde sí son terrenos consolidados, pero otras áreas son depósitos de arena, donde la onda sísmica se amplifica, y hace que Managua sea vulnerable. Aquí, en la capital, no sólo se trata de la cantidad de fallas, sino del tipo de suelo”.

Aseguró que si hay otro terremoto, quién sabe si el Estadio sobreviva.

Expuso que el esfuerzo a que es sometida semejante mole, por estar sobre una falla, se puede apreciar en casas de un solo piso y más sencillas. En la capital los movimientos son horizontales, porque provocan que se rajen las paredes.

La verdad es que si nosotros vemos estos resultados y verdaderamente somos sinceros, como profesionales debemos partir que ningún edificio de esa magnitud --como la del Estadio-- debería estar montado sobre una falla.


Se habla que con la remodelación y aplicación de tecnología de punta, puede resistir unos 6 grados Richter.

Nadie garantiza que un edificio no va a colapsar con terremotos de las magnitudes que hemos tenido. Nadie podrá decir que en Managua no puede ocurrir un terremoto de 7 ó más en la escala convencional.

Para una estructura levantada sobre una falla, no hay medidas de mitigación posible. Lo que se debe hacer, con sentido práctico y por preservar la vida humana, es buscar otro terreno.

No es que uno sea negativo, no es que no quiera a su capital, soy capitalina 100%, pero uno debe ser realista. Managua está sobre fallas y la estructura del Estadio está severamente dañada, no debe seguir siendo utilizada nuevamente como un estadio. Si en un caso hay que demolerlo, hay que asumir esa realidad. No podemos seguir con sentimentalismos y nostalgias que pongan en riesgo la vida de las personas, sea que estén adentro o afuera.

Los terremotos no matan

El libro sobre desastres del académico Andrew Robinson, catedrático de las Universidades de Oxford y de Londres, subraya en inglés: Earthquakes don't kill people; buildings do”. “Los terremotos no matan, son los edificios”.

El profesor Robinson precisa que “el terremoto de Armenia en 1988 reforzó esta verdad sismológica de vieja data”.

El doctor en geología, William Martínez, advierte: “Está en juego más que el símbolo en que se ha constituido el Estadio, la vida del público”.

En tanto, el ingeniero Carlos Láinez opinó que el Estadio debe analizarse desde el punto de vista de que es una obra crítica. Y lógicamente, esta obra debe cumplir con los requisitos fundamentales técnicos. Por crítica se refiere que ante los fenómenos naturales, debe quedar en pie, pues son centros de refugio.

Aseguró que el parque de pelotas está sobre una falla, y las normas internacionales indican que una obra, especialmente crítica, construida sobre una falla activa, no tiene medida de mitigación. ¿Qué significa esto? Que no se puede construir en ese tipo de terreno ni que le echen concreto de primera calidad, carbono o del material del cual habló el MTI.

Considero que es necesario llamar a la reflexión. La Biblia dice que sólo el necio construye sobre arena, y construir sobre fallas es una necedad, consideró el experto.