•  |
  •  |
  • END

El Presidente del Tribunal de Apelaciones de Managua, magistrado Gerardo Rodríguez, confirmó ayer que existe retardación de justicia en los juzgados y que para agilizar algunos casos, hay dinero de por medio.

Sin embargo, aclaró que esta problemática no es producto del nuevo modelo de gestión de despacho judicial que ha implementado la Corte Suprema de Justicia (CSJ), el cual ha sido criticado por abogados y la población misma.

“La retardación no es algo inherente al sistema, porque yo siento ahora --me van a disculpar algunos abogados que andan con ese discurso-- que todos los males son del modelo; que si no proveyó, es el modelo; que si no falló, es el modelo; que si vino tarde, es el modelo”, dijo.

Rodríguez defendió este modelo durante un recorrido que hizo el Subdirector de la Policía Nacional, comisionado general Carlos Palacios, la jefa de Auxilio Judicial, Glenda Zavala, y el jefe del Distrito Tres, Yuri Valle.

“¿Cómo no va a haber retardación de justicia si tenés cinco mil expediente por juzgado? El sistema pretende acelerar e ir poco a poco buscando como darle respuesta a la retardación de justicia. Pero esa retardación no es del sistema, porque no es el sistema el que ha hecho que hayan 77 mil expedientes para 43 juzgados distribuidos”, agregó.

Luego Rodríguez mencionó como ejemplo algunos avances en el Tribunal de Apelaciones de Managua.

“Les puedo asegurar que a finales de este mes no va a haber un solo expediente del IN en la Sala Penal número dos, y en lo Civil el retraso es de un año, cosa que antes del modelo era de cinco años de retraso. Entonces, hay respuestas que se están dando poco a poco”, insistió.

En ese sentido, Rodríguez instó a tener un poco de paciencia, porque tramitar más de 70 mil expedientes es humanamente imposible.

También dijo que el modelo busca evitar que se sigan produciendo coimas, lo cual no pudo negar que existan.

“Aquí tampoco son santos los que están trabajando, ni tampoco son diablos. Puede ser que las haya. Pero recordemos que para que haya corrupción hay un corruptor, hay alguien que siempre busca la forma que su causa se agilice”, señaló.

Por su parte, el comisionado general Carlos Palacios se mostró satisfecho con la invitación recibida y respaldó el nuevo modelo judicial que se está implementando, aunque reconoció que existen algunos problemas.

“Esto nos obliga a modernizar algunos métodos. De hecho el año pasado habíamos comenzado a mejorar el sistema de Auxilio Judicial y creamos el modelo Sistema Automatizado de Investigación Policial y esto viene a enlazarse con el nuevo modelo (del juzgado)”, expresó.

La Policía también trabaja en dos proyectos que tienen que ver con el traslado de reos y de evidencia, donde a juicio de Palacios existen actualmente algunos pegones.

Uno de los proyectos busca instalar en los juzgados a un agente policial que tenga control de las audiencias, para que se encargue alertar y citar con tiempos a las diferentes estructuras de la Policía.

“Esto podría ayudarnos en la entrega de los peritajes, por ejemplo, sin necesidad que el juez nos llame al Laboratorio (de Criminalística)”, explicó.