• |
  • |
  • EFE

El jefe de la Defensa Civil de Nicaragua, coronel Mario Perezcasar, dijo que el número de muertos por la epidemia de leptospiroris se elevó de cinco a nueve y que la cantidad de afectados pasó de 311 a 743, según informan hoy medios de prensa de Managua.

El viceministro nicaragüense de Salud, Guillermo González, por su lado, explicó que de los 743 casos, 537 están en Chinandega, 180 en León, y el resto en localidades de las provincias de Managua, Estelí, Chontales, Granada y el Caribe Norte.

Añadió que cuatro han fallecido en Chinandega, tres en León y el resto en las otras provincias afectadas por esta enfermedad, que fuentes del ministerio de Salud aseguran la tienen controlada.

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, se reunió en la noche del sábado con altos cargos de su gobierno, jefes militares y de la policía, para recibir a cuatro médicos especialistas cubanos que llegaron para ayudar a controlar y combatir la epidemia.

El coronel Perezcasar informó en esa reunión de que el primer fallecido de esta epidemia ocurrió en una comarca de la provincia de Chinandega el pasado día 21.

La enfermedad es causada por la bacteria "leptospira interrogans" y es transmitida por medio del orín de las ratas, perros, caballos, cerdos, vacas, gatos y otros animales infectados.

Las autoridades del sector salud aclararon que esta enfermedad no se transmite de persona a persona, y que el peligro está en que se haga contacto con aguas contaminadas con la bacteria.

Agregaron que se llevará a cabo un plan para reducir la población de ratas, pero no de otros mamíferos ni de aves de corral, y que se hará una campaña educativa para prevenir, controlar y combatir la epidemia.

También dijeron que emprenderán acciones para evitar mas muertes de afectados por la leptospirosis que están ingresados en los hospitales y para que los enfermos sean llevados pronto para atención médica.