• |
  • |
  • EFE

El presidente Daniel Ortega opinó en San Salvador que la negociación del acuerdo de asociación con la Unión Europea debe ser un proceso "incondicional" que permita al mismo avanzar sin problema alguno.

"Considero que esta negociación entre Europa y Centroamérica tiene que ser incondicional. Aquí hay una vocación centroamericana de negociar multilateralmente, y Europa coincide con nosotros, pero luego tratar de poner condicionantes no lo compartimos", señaló Ortega en una improvisada rueda de prensa junto sus homólogos Antonio Saca (El Salvador) y Manuel Zelaya (Honduras).

La semana anterior, en San José, Costa Rica, donde se efectuó la primera ronda de negociación entre Centroamérica y la Unión Europea para el acuerdo de asociación, los europeos dejaron puesta sobre la mesa en la parte política la condición de que el istmo se adhiriera al Estatuto de Roma y a la Corte Penal Internacional.

"Nosotros no creemos mucho en esta corte", remarcó Ortega, tras sostener que "si nos metemos en este tema de la Corte Penal con Europa, imagínense las demandas que recibiría Europa desde nuestros hermanos africanos y de los pueblos originarios de América con los saqueos, la destrucción, la esclavitud, todo eso, son demandas justas que estan ahí y sería la de no acabar".

"Mentalidad colonialista"

"Hay que ver hacia adelante y Europa debe trabajar con esa visión y no con una mentalidad colonialista", insistió Ortega.

En tanto, el presidente salvadoreño también señaló que los centroamericanos están claros "de que hay que integrarnos" y recordó que antes de que se iniciaran las negociaciones del acuerdo de asociación, los mandatarios del istmo habían decidido avanzar en la firma de un marco regulatorio para alcanzar la Unión Aduanera, que es otro aspecto exigido por la Unión Europea.

"A Europa le ha tardado 40 años hacer una gran cantidad de cambios y lograr que todos los estados tengan la capacidad de integrarse; pero cada quien lo va haciendo a sus tiempos y de acuerdo a sus necesidades. Creo que Europa irá o hará una serie de recomendaciones las cuales, de acuerdo a la realidad centroamericana, se tomarán o no se tomarán en cuenta", sostuvo Saca.

El gobernante salvadoreño también dejó claro que en el caso de la Corte Penal Internacional, su país no adoptará el Estatuto de Roma "por impedimento constitucional" y por lo tanto "no le veo probabilidad a ese tema".