Edgard Barberena
  •  |
  •  |
  • END

Una masa monetaria de mil millones de córdobas del Presupuesto de la República tiene sin ejecutar el gobierno de Daniel Ortega, por lo que al parecer está esperando el periodo oficial de campaña electoral para sacarle réditos políticos.

Esto es un factor que contribuye al alza de los productos de primera necesidad, porque la inversión de estos recursos generaría empleos, capacidad para adquirir productos y reactivaría la economía, dijo ayer el presidente del Centro de Investigaciones de Políticas Ambientales (CIPA), Cirilo Otero.

De estos mil millones, una parte es para la infraestructura, como construcción de carreteras, mejoras de los caminos para sacar la producción y obras de infraestructura en general, porque también hay que construir puentes.

Crea inflación
“Esa masa monetaria está retenida y por consiguiente no está circulando, y eso es lo que está generando mayor inflación, lo que conlleva a los constantes aumentos de precios en los productos de primera necesidad”, dijo el especialista.

Otero llamó la atención de que en el Oriental un balde de tomates que hace tres semanas costaba 40 córdobas, este primero de mayo amaneció a 100 córdobas.

Dijo que en esta situación del incremento de precios también incide el constante aumento del costo del petróleo a nivel internacional, así como el no aumento de la producción, “porque eso nos obliga a importar maíz, arroz, aceite comestible, lácteos y hasta estamos importando de Costa Rica verduras y legumbres”.

“Y esto, sumado a una administración pública ineficiente, agrava la situación que está viviendo el país en su economía”, indicó el Presidente del CIPA.

Además, la administración Ortega es muy tímida en la implementación de su responsabilidad en la administración pública, cuando el país está demandando que se debe invertir muchos esfuerzos en la producción de alimentos, en la agricultura, en el transporte de las cosas más elementales, “transformando por ejemplo su índice de productividad”.

“La producción nuestra es muy baja por el volumen. A manera de ejemplo, el promedio en la cosecha de frijoles es de entre ocho y 12 quintales por manzana, y en maíz andamos como en 18 y 22 quintales, cuando deberíamos de andar por los 100”, dijo el economista.

La tasa de crecimiento que se prevé al terminar este año va a ser de 2.9%. El gobierno ofreció al FMI 4.1%.


Otra reacción
El sociólogo Oscar René Vargas dijo que el gobierno de Ortega no ha previsto con tiempo inyectar capital para que se produzcan más cosas. Dijo que Ortega se dedicó a utilizar los “reales” en la construcción de las calles para fines, y “hasta ahora se dieron cuenta de que no tienen ‘reales’ para la cuestión agrícola”.

Vargas dijo que el gobierno debe adoptar ya medidas urgentes y evitar que se produzca una catástrofe, por lo que Ortega debe reactivar el agro, y hay que llegar a acuerdos con la gente que les quitaron sus propiedades, las que ahora están en manos el Banco Central.

El sociólogo también señaló que si el gobierno comienza a actuar, “supongamos que los precios de los alimentos básicos no bajen de precio, pero por lo menos no seguirán subiendo, eso sería un gran logro”.

Lo que hay que evitar es que la inflación se siga disparando, “especialmente la inflación en los bienes alimentarios”.