Tania Sirias
  •  |
  •  |
  • END

La famosa prueba del amor y las violaciones sexuales siguen siendo la principal causa de embarazos en adolescentes, y por las cuales el número de gestaciones precoces ha aumentado en un 40 por ciento en nuestro país, declaró Patricia Orozco, Presidenta del Movimiento Autónomo de Mujeres.

Afirmó que hace cinco años, los embarazos se daban en chavalas de 15 y 16 años, pero ahora hay madres de 13 y 14 años. El embarazo en púberes y adolescentes se expresa en que cuatro de cada diez partos corresponden a menores de edad y la tasa de mortalidad materna de mujeres de entre diez y catorce años es cinco veces más alta, que cuando se trata de madres de 20 a 24 años.

“Sólo como ejemplo, el Día de las Madres, las premiadas fueron madres adolescentes, incluso una de ellas tenía 16 años y era su segundo parto. Esto indica que el primer hijo lo tuvo a los 14 años. El problema es que la sociedad se está acostumbrando a ver estos embarazos como algo normal”, lamentó Orozco.


De Castilla era abanderado de la educación sexual
Orozco le recordó al ministro de Educación, Miguel De Castilla, que cuando formaba parte del Foro Nacional de Educación era un abanderado de impartir a los maestro cursos de educación sexual, ya que los embarazos en las adolescentes las obligaban a abandonar la escuela.

“Las jóvenes dejan la escuela por pena con sus compañeras y porque tienen que mantener al nuevo ser. Las obligan a asumir roles de adultos cuando no están preparadas física y emocionalmente”, dijo Orozco.

La feminista aplaudió el hecho que a inicios del año escolar, De Castilla afirmó que iban a introducir el Manual de la Sexualidad, en institutos de secundaria. “Él se comprometió con sus homólogos de la región a introducir esa materia, sin embargo, la seña cambió y el ministro afirmó que el currículo sería intervenido primero por organismos internacionales y ahora por las autoridades universitarias para integrar el sistema.”

“Para mientras eso ocurre, más adolescentes salen embarazadas y jóvenes adquieren enfermedades de transmisión sexual. Los maestros estaban contentos, pues ese manual les serviría para explicar múltiples preguntas que hacen los estudiantes”, indicó Orozco.


Mayores complicaciones obstétricas
El embarazo en la adolescencia es considerado como un problema de salud, debido a que aumenta cada día mas, pero sobre todo porque estas embarazadas sufren dos veces el riesgo de morir y esto se complica en niñas menores de 15 años.

Sólo en el Centro de Salud “Dr. Róger Osorio”, en 2006 y 2007 se atendieron 2 mil 455 adolescentes embarazadas. Los hijos de estas chavalas corren el 50 por ciento de riesgo de morir antes del primer año de vida.

Orozco lamentó la política gubernamental de odio contra las mujeres, donde el único rol que desempeñan en la sociedad es la de procrear hijos. Además, dijo que esto es una violación a los derechos humanos de la mujer, que no abona para nada los índices de desarrollo.