Lizbeth García
  •  |
  •  |
  • END

Por unanimidad, los jueces de audiencias de Managua decidieron “cortar” las coordinaciones de trabajo que desde hace cinco años mantenían con la Fiscalía, porque una de las novedades del nuevo modelo de gestión de despacho judicial es que el juez no tiene contacto con las partes en el proceso para evitar que el mismo se contamine. “El día de ayer los señores jueces de Managua, y estando reunidos los jueces de audiencia, llegamos a la conclusión de que cada cual debe poner su cuota para que este sistema avance, porque tanto el Ministerio Público, jueces, defensoría y defensores privados saben cuáles son sus parámetros”, confirmó un juez de audiencias que solicitó anonimato, tomando en cuenta que la medida que adoptaron es de consenso.

“Si nosotros nos sentamos con el Ministerio Público, tendríamos que sentarnos a coordinar también con las defensas”, agregó la fuente, quien detalló que ya es hora de que la Fiscalía se responsabilice por situaciones que bien pueden prever.

En ese sentido, la fuente explicó que a veces los jueces de audiencia tienen que esperar a que la Fiscalía presente los intercambios de información y pruebas, porque no los llevan al momento de la audiencia oral y pública.


¿Revancha?
Los defensores privados y públicos aplaudieron la medida adoptada por los jueces, porque según dijeron, sentían que el Ministerio Público tenía privilegios dentro del proceso, en detrimento de la igualdad procesal que debe reinar en todo juicio.

Para citar ejemplos de esa desigualdad procesal, señalaron que en los juzgados a los fiscales los esperan, pero cuando el defensor privado o público es el que llega tarde, le declaran abandonada la defensa, y en el peor de los casos le mandan una queja.

Valga decir que la decisión de los jueces ocurre inmediatamente después de que la coordinadora de los fiscales de Managua, Magda Matus, denunciara públicamente durante una reunión con los magistrados de la Corte Suprema de Justicia, CSJ, la impuntualidad y el ausentismo de algunos jueces cuyos nombres no dio a conocer, pero que afectan la normal tramitación de los juicios penales en el Complejo Judicial Nejapa.