Luis Galeano
  •  |
  •  |
  • END

El vicepresidente de la República, Jaime Morales Carazo, reiteró las disculpas que ofreció en días pasados al representante del Fondo Monetario Internacional (FMI) Humberto Arbulú, por los señalamientos que ha hecho en su contra el presidente Ejecutivo del INSS Roberto López, a quien consideró un “joven amante de la verborrea”.

“Yo pedí disculpas al señor Arbulú, que ha sido un caballero en toda su gestión, y esas disculpas las hablé con el presidente Ortega antes de conversar con el representante del FMI, así que mantengo lo que dije”, indicó Morales Carazo ayer a EL NUEVO DIARIO.

Como siempre: Invento de medios
El presidente del INSS, ayer, en un programa matutino del oficialista Canal 4, puso en duda las palabras de Morales Carazo, señalando que no era cierto que había pedido disculpas al FMI y que esa especie la habían inventado los medios de comunicación.

“Te digo: no puedo creer que don Jaime Morales Carazo haya dicho que se iba a disculpar con el FMI, que el presidente Ortega le haya dicho que se disculpara ante el FMI, por el contrario, esas son especulaciones… aunque hayan puesto comillas a las declaraciones, no creo que don Jaime haya dicho eso, porque los que tienen que pedir disculpas son ellos, que durante 16 años impusieron las políticas de privatización de la salud, la educación, la energía eléctrica…, querían privatizar el agua y la seguridad social”, dijo Roberto López.

El vicepresidente Morales Carazo pidió disculpas al representante del FMI por las calificaciones utilizadas por López en su contra durante una comparecencia ante la Asamblea Nacional, en donde fue interpelado, entre otras cosas, el préstamo de 1.2 millones de dólares que otorgó a Tecnosa, una firma ligada al presidente de Petronic, vicepresidente de Albanisa y tesorero del gobernante Frente Sandinista, Francisco López.

Como Santo Tomás
“Yo, sobre esas declaraciones del vicepresidente, te digo que ya no le creo a lo que publican los periódicos, porque cuando veo una cosa publicada seguro es que dijeron lo contrario, porque los periódicos mienten”, dijo López ayer en su alocución televisiva.

Morales Carazo consideró como “un exabrupto” las afirmaciones que ha brindado López en contra del representante del Fondo Monetario Internacional, y las atribuyó “a la juventud e inexperiencia de algunos funcionarios de menor rango”.

Habla sobre supuesta solicitud de expulsar a Arbulú
A la vez, el Vicepresidente de la República dijo desconocer la supuesta solicitud que, según algunos medios, hizo el titular del INSS a la Cancillería a través de una carta para que se revisara la situación de Arbulú en el país, pues ha brindado declaraciones que tienen que ver con asuntos propios de los nicaragüenses.

“Desconozco esa petición, pero si se hizo, sería otro exabrupto sobre el primero, por el cual yo también pediría disculpas, porque no me parece atinado ni correcto”, dijo Morales Carazo, mientras fuentes de la Cancillería negaban que exista tal petición.

“Creo que esto de pedir la expulsión podría ser ya el reflejo de algo personal de este muchacho, López, en contra del FMI o de don Humberto Arbulú, pero al margen de eso, considero que se trata de un nuevo exabrupto encima del anterior, pero bueno, son cosas propias de la juventud”, insistió.

Morales Carazo manifestó que el actuar del titular del INSS ante la Asamblea Nacional, donde acusó al FMI de no cumplir con la Ley del Seguro Social, “son propias de la verborrea que sueltan los que se excitan ante las barras y se dejan llevar por el momento”.

El vicepresidente consideró que las declaraciones que brindó López al oficialista Canal 4 ayer, “son parte de la verborrea clásica y típica de la juventud”, pero que no pedirá explicaciones del asunto porque hay otras cosas más importantes que atender en el país.

La multa al FMI
López informó ayer que el FMI en Nicaragua fue multado con veinte mil córdobas por negarse, por segunda vez, a recibir a fiscales del INSS.

“La Ley del INSS establece en el artículo 122, que los fiscales tienen que llegar a todos los empleadores, nacionales e internacionales, que están inscritos en Nicaragua para revisar si sus trabajadores, particularmente los trabajadores nacionales, están cubiertos por la seguridad social”, explicó López.

“No quisieron atender a las dos compañeras y, en una actitud muy poco caballerosa para estas damas, los CPF las sacaron de las instalaciones del FMI y les impidieron cumplir con su trabajo, que consistía en entregar una notificación para que empiece el proceso de fiscalización en esa institución”, afirmó.

Aseguró que la ley establece que cuando no se acepta la fiscalización, el INSS puede establecer multas, en este caso de veinte mil córdobas, “porque se han negado por segunda vez a atender a los fiscalizadores”. “A la tercera vez que se nieguen, se les multará con otros veinte mil córdobas, hasta que reciban a los fiscalizadores y muestren sus planillas y que todas las personas están aseguradas”, indicó.

“Es lamentable este hecho, pero lo peor del asunto es que está una misión del FMI que quiere venir a fiscalizarnos a nosotros. ¿Cómo hacemos? Nosotros los recibimos con toda la cortesía, hablé con ellos la semana pasada, pero ellos no aceptan a dos compañeras y las sacaron con los CPF. Eso es una cosa terrible”, insistió.