•   Guatemala / AFP  |
  •  |
  •  |

Al menos 19 muertos y cerca de 40 mil afectados era el resultado hasta ayer de una depresión tropical que desde el pasado fin de semana azota el territorio de Centroamérica con intensas lluvias, informaron autoridades de gobierno y organismos de socorro.

El país más afectado por el fenómeno climático es Guatemala, cuyo presidente Álvaro Colom confirmó la muerte de “al menos 13 personas, pero creo que son 14 las personas que han muerto por las lluvias, incluidos cuatro electrocutados”.

“Las otras víctimas son por los efectos de las lluvias, deslaves y ríos crecidos. Quiero mandar un mensaje a la población de tener mucho cuidado para circular por las carreteras que tienen posibilidades de derrumbes, y alejarse de las orillas de los ríos, porque todos están crecidos”, agregó el gobernante.

La Coordinadora para la Reducción de Desastres, Conred, declaró este miércoles alerta “roja” institucional, en prevención de nuevas contingencias ocasionadas por las lluvias, que no cesan desde la noche del martes.

El organismo informó que más de 30,000 personas han sido afectadas por las inundaciones, los deslaves y otros incidentes.

También dio a conocer que ocho derrumbes tuvieron lugar sobre la carretera interamericana (Oeste), dos más sobre la ruta al Atlántico (Norte) y varios deslizamientos “pequeños” en la ruta a El Salvador (Este).

El sistema hospitalario en todo el país se encuentra en estado de alerta, y el Ministerio de Educación ordenó el cierre de los centros educativos en tres departamentos: Jutiapa (Este), Sololá y Quetzaltenango (Oeste).

Saturación de suelos en Nicaragua
En Nicaragua, el presidente Daniel Ortega declaró a la prensa que cuatro personas han muerto y un total de 1,622 han resultado afectadas en incidentes ocurridos en diferentes zonas del país.

Las lluvias han causado el colapso de seis puentes y severos daños en la infraestructura vial, así como averías en postes del tendido eléctrico y telefonía, según el recuento de daños.

El Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales, Ineter, advirtió que debido a la saturación de los suelos, principalmente en el noroeste del país, pueden ocurrir crecidas repentinas de los ríos y deslizamientos en zonas con mayor pendiente.

1,805 afectados en El Salvador
En El Salvador, la Dirección General de Protección Civil informó sobre la muerte de dos personas: una mujer de 19 años, que fue golpeada al caer un muro, y otra mujer, de 63 años, que murió cuando un alud de tierra sepultó su vivienda.

En tanto, un mil 805 personas han debido recibir albergue en escuelas, iglesias y salones comunales.

Las autoridades reportaron, además, 75 deslizamientos de tierra “importantes” en carreteras, 25 inundaciones y 10 ríos desbordados.

El director de Protección Civil, Jorge Meléndez, anunció que las clases se suspenderán desde este miércoles en las escuelas de ocho de los 14 departamentos del país.

Meléndez informó que en algunos puntos del oeste del país se han acumulado 400 milímetros de agua, por lo que en la zona costera y montañosa se mantiene vigente la alerta naranja (de evacuación preventiva) y en el resto del país alerta amarilla (de prevención).

Mientras tanto, en Costa Rica las lluvias han provocado derrumbes, inundaciones y otros incidentes, que han obligado la evacuación de unas 140 personas, principalmente, en la región del Pacífico.