•  |
  •  |

Los candidatos a la Presidencia y Vicepresidencia de la alianza Partido Liberal Constitucionalista-Partido Conservador, PLC-PC, José Arnoldo Alemán Lacayo y Francisco Xavier Aguirre Sacasa, votaron ayer en calma en sus respectivas Juntas Receptoras de Votos, JRV, y, en declaraciones separadas, coincidieron en llamar a la calma y la no violencia durante los comicios.

A las 9:30 de la mañana, Alemán se presentó a la JRV 8050, ubicada en el centro de votación, CV, 609, de la Escuela “Alejandra Campos”, en la Comarca Los Chocoyos, municipios de El Crucero, justo a la entrada de su casa hacienda El Chile.  

Cambiaron JRV a Alemán

Históricamente, Alemán vota en esta JRV, sin embargo, al verificarse en el padrón electoral encontró que fue “reubicado”, en la JRV 8056, situada contiguo a la 8050.

Este “cambio repentino”, sin embargo, no impidió que Alemán y su esposa María Fernanda Flores, ejercieran su derecho al voto.  

Al salir de la JRV, Alemán hizo un llamado a los demás candidatos y dirigentes de los otros partidos políticos a no promover la violencia y a respetar los resultados electorales, sean cuales fueren.

Procuradores como policías
Una hora más tarde, a las 10:30, el compañero de fórmula de Alemán, Francisco Xavier Aguirre Sacasa también votó y lo hizo en la Junta Receptora de Votos 8053, ubicada en el centro de votación 502, de la Escuela Parroquial de Monte Tabor.  

Igual que en el caso de Alemán, con Aguirre tampoco se permitió el ingreso de los medios de comunicación de la JRV para “recopilar” el hecho, así que los reporteros gráficos de medios escritos y televisivos debieron registrar el acontecimiento desde la puerta del recinto de votación.

En ambos casos fue notoria la beligerancia de las procuradoras electorales nombradas por la Procuraduría de Protección y Promoción de los Derechos Humanos, PDDH, que por momentos actúan con mayor hostilidad que los mismos policías electorales, incluso para impedir el acceso de los medios de comunicación.