•  |
  •  |

Las cifras de las finanzas del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social, INSS, reflejadas en el proyecto del Presupuesto General de la República de 2012, indican que los ingresos producto de las inversiones que realiza la entidad, tendrán una significativa reducción de un 45.6%.

Según el economista Adolfo Acevedo, en la proyección del presupuesto de 2012 se indica que los ingresos por las inversiones del INSS se reducirían de 1,199.7 millones de córdobas (US$53.5 millones) en 2011 a 653.1 millones de córdobas (US$27.8 millones) en 2012.

“Esto significa una reducción de 45.6%”, señaló Acevedo.

El impacto de esta reducción en los ingresos del INSS se refleja en la disminución del Superávit Corriente y Global del INSS.

El primero pasa de 1,586.4 millones de córdobas en 2011 a 981.9 millones de córdobas en 2012, y, el segundo, de 1,430.9 millones de córdobas en 2011 a 881.2 millones de córdobas en 2012. 

“Estas proyecciones sobre las inversiones que realiza la institución y su rendimiento, resultan claves para analizar la viabilidad futura del Seguro Social”, explicó el economista.

A Cairo Amador, ex viceintendente de pensiones, no le convencen estas proyecciones, ya que desde 2007 los ingresos generados por las inversiones del Seguro Social reunieron más de mil millones de córdobas.

“El comportamiento que las inversiones del INSS han tenido en este período es significativamente mayor que los intereses generados en todos los gobiernos anteriores”, manifestó Amador.
Se debe invertir para lograr rentabilidad

El economista Manuel Israel Ruiz señaló que de ser cierto que hay menor retorno de los ingresos proveniente de las inversiones, eso es una mala señal para la institución, por el principio de la suficiencia financiera.

Según Ruiz, otra de las causas de esta baja rentabilidad en los ingresos de las inversiones se podría deber a que el país tiene una afiliación inferior al 20%.

“Esta es una cobertura mínima, y no hay un esfuerzo encaminado a lograr una cobertura mayor, y a menor afiliación, menores ingresos generados”, señaló.

Para este especialista es sumamente preocupante que se esté calculando menos ingresos producto de las inversiones del Seguro Social, porque el pago de la salud y las prestaciones sociales no se detienen.

“Es más, en este país, cada día entre 12 y 13 personas solicitan su pensión por vejez”, indicó el economista.

Seguro Social ya no es atractivo

El INSS tiene que desembolsar mensualmente alrededor de 13 millones de dólares en pensiones, entre 80 y 85 millones de dólares en gastos de salud y 25 millones de dólares en pensiones a víctimas de guerra.
Otra de las causas por las que se están reduciendo los ingresos generados por las inversiones podría ser que la institución ya no es atractiva para los empleadores y los empleados.

“Pero el problema es que tiene responsabilidades ineludibles con más de 55 mil pensionados de vejez, 22 mil pensionados víctimas de guerra y 82 mil pensiones más”, explicó Ruiz.

Para Cairo Amador, es sumamente preocupante que se estén calculando menos ingresos en el Seguro Social, ya que cada día tiene mayores egresos.

¿Menos inversiones?
El especialista Manuel Israel Ruiz sostiene que los seguros sociales constan de dos fuentes de financiamiento, la tasa de cotización de los empleadores y los asegurados, y las inversiones.

“En este caso estamos hablando de una baja cobertura y menos inversiones, y eso es sumamente peligroso para el futuro del INSS”, indicó.

Ruiz explicó que el INSS también tiene inversiones en el sector de viviendas de interés social, en el cual —a su juicio— se ha realizado un manejo adecuado.

“En este sector no se han vendido todas las casas, y ese sería uno de los rubros que estaría disminuyendo las inversiones”, indicó.

Explicó que la institución también sirve de préstamos puentes a las clínicas previsionales que forman parte de su red.