•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • END

Datos del Banco Central de Nicaragua, BCN, reflejan que los costos promedio de la energía producida en el país en lo que va del año, habrían aumentado un 51% con respecto a 2010, si tomamos en consideración las continuas alzas del petróleo a nivel internacional y de los derivados como el búnker.

Hasta septiembre de este año, el costo promedio del kilovatio en el sector residencial fue de 6.0069 córdobas, mucho más caro que el costo promedio del kilovatio en diciembre de 2010, que fue de 3,8800 córdobas en el sector residencial.

El economista Adolfo Acevedo manifestó en un análisis, que la energía que consumen los usuarios del sector residencial pasó a ser un 51% más cara este año. Además, sostuvo que también aumentaron los precios para el consumo comercial en un 50.2%; para el sector industrial en un 48.2%; para irrigación en un 43.9%, y para bombeo en un 51.5%.

Sin embargo, indicó que habría que considerar el papel del subsidio que el Gobierno destinó para mantener congelada la tarifa este año.
“A menos que en el (precio de la energía) que reporta el BCN, se refiera al precio de la energía que aparece (reflejada) en la factura, el cual incluye el monto subsidiado y no el precio efectivamente pagado por los consumidores, sería difícil explicarse por qué el precio de la energía ha experimentado semejante aumento.  No es normal que las estadísticas de precios incluyan los montos subsidiados, porque si los incluyen, el resultado sería que la tasa de inflación registrada en las estadísticas sería  mayor que lo que en realidad  fue”, explicó. 

“En todo caso, para evitar malentendidos, el BCN debería aclarar si el precio que publica en sus estadísticas, se refiere al precio que efectivamente pagan los consumidores, o al precio que incluye el monto subsidiado (con los fondos provenientes del ALBA)”, agregó.


Aumento real es del 7% en este año
El analista del sector energético, Gabriel Ocampo, explicó ayer que, efectivamente, el costo promedio de generación ha aumentado un 51%, si tomamos como referencia el mercado de compra-venta de energía regulado.

Ocampo manifestó que los factores influyentes para que se den elevados costo de generación, son los altos precios del petróleo a nivel internacional, y combustibles.

Afirmó que el combustible búnker se disparó en un 28% este año,  con respecto a octubre del año pasado, cuando el barril costaba US$71, y a la fecha pasó a los US$97.

Ocampo afirmó que si bien es cierto el costo promedio de generación se ha disparado en un 51%, el 44% es asumido por el financiamiento que destinó el gobierno, de US$107 millones, para mantener la tarifa final que se aplica congelada a los usuarios.

“En este sentido, el incremento real es de solo un 7% a la fecha, con un búnker proyectado a US$97, ya que el subsidio aplicado con los fondos ALBA para mantener la tarifa congelada, absorbe el mayor porcentaje de los costos de generación, pero con un búnker en US$90”, explicó vía telefónica.


Alza en 2012 no procederá
En octubre del año pasado, el costo promedio del megavatio fue de US$141.89 en el mercado regulado. A octubre de este año, el costo promedio del megavatio se disparó a los US$206.89 en el mercado regulado.

Directivos de los organismos defensores de los consumidores y diputados ante la Asamblea Nacional, reconocieron ayer que cualquier ajuste aplicado a la tarifa de energía el próximo año, no procedería en estos momentos, ya que varios de los miembros del Consejo Directivo del Instituto Nicaragüense de Energía INE, tienen vencido su período, y la medida no sería legal.

Según los dirigentes sociales, a José David Castillo, quien se mantiene al frente del INE desde el 3 de noviembre de 2005, y a los miembros del Consejo Directivo de la institución, Juan M. Caldera y Reynerio Montiel, electos en la misma fecha, se les venció su período el pasado 3 de noviembre.

Jorge Rooseess, representantes de la Red Nacional de Defensa de los Consumidores RNDC, manifestó ayer que en este caso correspondería a las Asamblea Nacional elegir a las nuevas autoridades del INE, y mientras esta situación se mantenga, no se podría aprobar ninguna resolución a favor de un ajuste tarifario.

“Lo que entiendo es que David Castillo, Juan Caldera y Reynerio Montiel, tienen el período vencido. En efecto, es responsabilidad de la Asamblea nombrar sustitutos o ratificarlos, en caso de que se considere a bien. Antes de autorizar cualquier ajuste en la tarifa, se debe normalizar la situación en el INE, porque no es posible aprobar un ajuste”, señaló el dirigente de la RNDC.

Sin facultades
Eliseo Núñez Hernández, actual presidente de la Comisión de Infraestructura y Servicios Públicos de la Asamblea, confirmó ayer que cualquier resolución que se tome en el INE no tiene peso legal, porque su presidente ejecutivo y miembros del Consejo de Dirección están con período vencido.

“Mientras no se elijan los nuevos miembros o se ratifiquen a los actuales, cualquier resolución aprobada por estos funcionarios no tiene peso legal. Ellos actualmente están en posición de desempeñarse en el área administrativa, y no pueden aprobar ninguna resolución”, explicó Núñez vía telefónica.

EL NUEVO DIARIO intentó conocer la opinión del expresidente del INE, David Castillo, pero no fue posible localizarlo, ya que no contestó su teléfono celular, ni los correos electrónicos que se le enviaron.

Procederían de Amparo
Por su parte, Ricardo Osejo, dirigente de la Organización de Defensa de los Consumidores, manifestó que de aprobarse un ajuste en las tarifas, cualquiera que sea, los organismos defensores de los consumidores estarían recurriendo de amparo ante la Corte Suprema de Justicia, CSJ, inmediatamente, dado que el INE no tendría las facultades legales para aprobarlo, porque su presidente y miembros del Consejo de Dirección tienen el período vencido.

“Aprobar un ajuste a las tarifas en esas condiciones sería ilegal, y nosotros estaríamos recurriendo de amparo ante la Suprema”, aseguró.