•  |
  •  |

Organismos de la sociedad civil agrupados en la Jornada Nacional Permanente por la Educación, proponen una evaluación a la calidad.

Partiendo por reconocer los logros en temas educativos del país, entre ellos la gratuidad de la educación que ha permitido mayor acceso y retención en las aulas, los organismos manifestaron su interés de integrar Foros Territoriales Educativos vinculados con los Consejos Municipales y Departamentales de la Educación, para iniciar una jornada de evaluación de la calidad de la educación que determine qué tan bien formados están nuestros estudiantes de los distintos niveles.

Aún no saben si los entes rectores de la educación acogerán su propuesta, sin embargo, Sonia Durán, de la Jornada Permanente por la Educación, dijo que esperan así sea, pues la están haciendo desde un enfoque constructivo que parte por su disposición para intercambiar criterios con quienes están vinculados a los procesos educativos, sobre cómo valorar la calidad de la enseñanza.

Mario Quintana, experto en temas educativos, si bien reconoció como avances los no cobros en las escuelas, la inversión en infraestructura y la alfabetización; también señaló que urge: invertir más en educación para elevar las capacidades profesionales del profesorado, aumentarles el salario a los maestros y contratar más docentes para llenar los vacíos que son más urgentes en las zonas rurales y en la Costa Caribe.

Quintana estimó en 8 mil la necesidad de maestros que tiene Nicaragua, y recordó que se deben ampliar la mejora en infraestructura ya que ahora  solo el 48% de los centros educativos está en buen estado.

En número de aulas también necesitamos invertir dijo, ya que alrededor de 400 mil niños y adolescentes están fuera del sistema, de modo que se necesitarían más de 11 mil aulas de clase, a razón de 35 estudiantes en cada una.

Pero Quintana también señaló que no solo se trata de más recursos “sino de hacer más eficientes la administración de los mismos” y focalizarlos en aquellos temas de mayor prioridad como la enseñanza de las matemáticas y la lectura y la escritura en los primeros grados. Es importante que los mejores maestros se asignen a los primeros grados, recomendó el experto, recordando que es en esa etapa donde se presentan los mayores problemas de abandono.