•   Caracas, Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El presidente de Guatemala, Álvaro Colom, abogó hoy por fortalecer la cooperación sur-sur en el seno de la naciente Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), al agradecer el apoyo que ha recibido su gobierno especialmente para la lucha contra el crimen organizado.

Colom abrió con estas palabras la segunda jornada de la Cumbre constitutiva de la CELAC, que nacerá hoy en Caracas al término de una cita que ha congregado a una treintena de jefes de Estado y de Gobierno de la región.

"En la lucha contra el crimen organizado, ¡cómo olvidar la cooperación sur-sur!", aseveró el guatemalteco, que está acompañado del presidente electo de su país, Otto Pérez Molina, a quien él mismo invitó para que fuera testigo del histórico nacimiento de la CELAC.

Esa cooperación sur-sur ha sido precisamente la que ha permitido "visualizar que no somos victimarios, ni violentos, sino que somos víctimas del narcotráfico", manifestó, al agradecer la fuerte presencia de naciones latinoamericanas y del Caribe en la Conferencia de Seguridad de Centroamérica que organizó Guatemala en junio pasado.

En ese sentido hizo una mención especial a México y Colombia, cuyos gobiernos han colaborado con los centroamericanos en materia de lucha contra el narcotráfico y de la violencia que se deriva de ese fenómeno.

"El narcotráfico es un problema que se ha globalizado, es un problema mundial", advirtió, al afirmar: "nuestra región está seriamente amenazada por el crimen organizado".

Este problema también fue planteado el viernes ante la Cumbre constitutiva de la CEPAL por los presidentes de Colombia, Juan Manuel Santos, de México, Felipe Calderón, y de Argentina, Cristina Fernández, quienes insistieron ante el foro en que se trata de un problema global que afecta a todos por igual.

Aún así, Colom hizo un repaso de su gestión en materia de lucha contra el crimen y señaló que si bien en el pasado la sociedad "conocía a los narcotraficantes, donde tenían sus fincas, nadie se atrevía a tocarlos".

En los años previos a su llegada al Gobierno, hace cuatro años, Colom señaló que el dinero incautado proveniente de ese negocio ilícito pasó de 1.600 millones de dólares a 13.000 millones.

"Por cada diez dólares que invertimos en seguridad, cuatro van destinados a evitar que la droga llegue al norte", informó Colom, al insistir en que ese dinero debería invertirse en los programas sociales que tanto necesita Centroamérica.

El presidente de Guatemala también aplaudió que la nueva CELAC contemple en su documento constitutivo, la denominada "Declaración de Caracas", "la defensa de la democracia y el orden constitucional en América Latina y el Caribe".

Eso "nos va a servir ante cualquier intento de socavar el estado de derecho", concluyó Colom, quien abrió otra jornada maratoniana tras la primera del viernes, que concluyó cerca de la medianoche.