•   Nueva Guinea, RAAS, Nicaragua  |
  •  |
  •  |

Clotilde López Tórrez, de 42 años, es el sospechoso del asesinato de su cónyuge, Santos Modesta  Solano  Guzmán, de 31 años, y de su cuñado,  Elías Camilo Solano Guzmán, de 25 años, ambos muertos con arma blanca.

Además, resultó lesionada seriamente  Jacoba Guzmán, de 50  años, madre de los fallecidos.

El doble crimen ocurrió a las doce de la medianoche.

La esposa de Elías Camilo Solano manifestó  que su cuñada llegó a visitarla minutos antes de las medianoche, pero Clotilde López le siguió los pasos y la atacó con el arma blanca.

Como  la mamá de la víctima  estaba a la expectativa cuando vio que Cleotilde López huyó todo  ensangrentado, lo siguió junto a su hijo y fue cuando el femicida los atacó.

Elías Camilo, el hermano de la víctima, falleció en el Hospital “Jacinto Hernández”, de Nueva Guinea.

Con antecedentes de violencia intrafamiliar

El comisionado Ramón de Jesús Castillo manifestó que por medio de una llamada  telefónica conocieron del hecho de sangre ocurrido en la zona número dos del casco urbano de la ciudad.

Determinaron  que  el autor del crimen  tiene antecedentes por  violencia intrafamiliar, delito por el que había estado preso en una ocasión.

La víctima estaba separada  de Cleotilde López y vivía en una finca  que queda cerca de Nueva Guinea.

El uniformado manifestó que el sospechoso  huyó de la escena del crimen  y se dirigió a la Colonia Yolaina, pero  la guardia operativa hizo un rastreo y lo capturó cerca de la colonia La Fonseca, ubicada a 30 kilómetros al sur de Nueva Guinea. Fue trasladado al hospital regional de Jinotega, donde permanece bajo vigilancia.

Los familiares de las víctimas mortales y de la lesionada  piden a los ciudadanos que por favor les ayuden, porque  los hermanos Solano Guzmán dejaron a seis menores de edad en la orfandad.