•   La Haya / AFP  |
  •  |
  •  |

La Corte Internacional de Justicia de La Haya, CIJ, dio a conocer ayer jueves los plazos para que Nicaragua y Costa Rica presenten sus respectivas memorias sobre el litigio por la construcción de una carretera en la frontera entre ambos países.

“La Corte fijó el 19 de diciembre de 2012 y el 19 de diciembre de 2013 para que venza el plazo de presentación de la memoria de la República de Nicaragua y de la contramemoria de la República de Costa Rica, respectivamente”, escribe la CIJ en un comunicado.

En su requerimiento contra Costa Rica, presentado el pasado 22 de diciembre ante la CIJ, Nicaragua afirma que la construcción de una carretera en la frontera entre ambos países tendría graves consecuencias para el medio ambiente nicaragüense.

Nicaragua asegura que las obras iniciadas por Costa Rica para la construcción de esa carretera “amenazan con destruir el Río San Juan de Nicaragua y su frágil ecosistema”.

Managua reclama a la CIJ que ordene a Costa Rica el cese de las obras y una indemnización por los daños ya observados.

La CIJ, la más alta institución judicial de Naciones Unidas, ya fue requerida antes por conflictos entre los dos países relacionados con el Río San Juan.

Los dos vecinos centroamericanos litigan desde hace más de un siglo a propósito de la navegación sobre este río, cuya soberanía y sumo imperio le pertenecen a Nicaragua.

La CIJ, con sede en La Haya, juzga especialmente los diferendos entre Estados. Fundada en 1945, esta institución no dispone de medios coercitivos para hacer aplicar sus decisiones, si bien suelen ser respetadas por los países.

Costa Rica reitera obediencia a CIJ

Mientras, desde San José, Costa Rica reiteró que respetará las decisiones que adopte la Corte Internacional de Justicia, CIJ, en La Haya, en relación con el litigio con Nicaragua por la construcción de una carretera en la frontera de ambos países centroamericanos.

“Costa Rica reiteró hoy su apego a la jurisdicción del Alto Tribunal, al tiempo que manifiesta que la ruta de comunicación, iniciada en respuesta a la supuesta invasión militar nicaragüense de 2010, se propone llevar servicios básicos para los habitantes de las localidades fronterizas”, informó ayer la Cancillería costarricense.

El vicecanciller costarricense, Carlos Roverssi, dijo que su país se abocará a preparar la contramemoria, pero que deberán esperar los alegatos que Nicaragua presente ante el alto tribunal de Naciones Unidas.

“Vamos a adelantar la respuesta, el problema es que como no sabemos qué va a presentar Nicaragua, tenemos que esperar hasta diciembre”, dijo Roverssi a la emisora ADN.

Nicaragua asegura que las obras de construcción de esa carretera “amenazan con destruir el Río San Juan de Nicaragua y su frágil ecosistema”.